Acta de nacimiento

El Juzgado Segundo de Distrito en Materia Administrativa en el Distrito Federal, amparó a unos padres de familia para que el Registro Civil del Distrito Federal modifique el orden en el que aparecen los apellidos de sus hijas prevaleciendo en primer lugar el apellido materno.

Al resolver el amparo, la autoridad jurisdiccional consideró que el artículo 58 del Código Civil para el Distrito Federal viola convenciones y tratados internacionales en materia de derechos humanos anteponiendo al hombre sobre la mujer, al disponer que su apellido irá primero en el nombre de los hijos y el de la esposa después.

La sentencia señala que esta disposición es violatoria de los derechos humanos a la igualdad, a la no discriminación y a gozar de un nombre propio, además de que implica un desconocimiento a la igualdad de género.

Asimismo se establece que esta disposición es inconstitucional porque prescribe la forma en la que deben formularse los nombres de los menores de edad nacidos de un matrimonio heterosexual, dando un trato desigual hacia las mujeres y fortaleciendo la estigmatización de roles sociales en los que “la progenitora tiene una valor familiar y social menor que el padre”.

El Artículo 58 establece en su parte impugnada que “el acta de nacimiento contendrá el día, la hora y el lugar del nacimiento, el sexo del presentado, el nombre o nombre propios y los apellidos paterno y materno que le correspondan”.

La sentencia ordena a las autoridades responsables modificar las actas de nacimiento de las menores conforme a lo acordado por sus padres, por lo que el Registro Civil deberá especificar de forma expresa que las menores se registran con el apellido paterno de la madre primero y el apellido paterno del padre después.

Además, se deja en libertad a los menores para que cuando cuenten con la edad y madurez suficientes para comprender la trascendencia en su vida de la configuración de su nombre puedan escoger el orden de sus apellidos.

El proceso aun no concluye ya que depende de las autoridades capitalinas si la decisión queda firme o la apelan.

El pasado 10 de junio de 2014, la Asamblea Legislativa del Distrito Federal aprobó por unanimidad las reformas a los artículos 58 y 395 del Código Civil del Distrito Federal, para que las parejas decidieran libremente el orden de los apellidos de sus hijos pero el Jefe de Gobierno vetó esas reformas, por lo que no están vigentes. El gobierno local consideró que las reformas podrían propiciar que se generasen contradicciones entre el acta de nacimiento y los documentos federales.

En Yucatán desde febrero de 2013 la Ley del Registro Civil ya prevé la posibilidad de que las parejas decidan libremente el orden de los apellidos de sus hijos. El viernes 21 de febrero de 2013 se registró a la primera persona mexicana que en el orden de sus apellidos aparece en primer lugar el apellido materno.

La Suprema Corte ha establecido que el derecho al nombre es un derecho humano con el siguiente contenido y alcance: es el conjunto de signos que constituye un elemento básico e indispensable de la identidad de cada persona, sin el cual no puede ser reconocida por la sociedad; está integrado por el nombre propio y los apellidos y debe ser elegido libremente por la persona misma, los padres o tutores, según sea el momento del registro; por tanto, no puede existir ningún tipo de restricción al derecho ni interferencia en la decisión.

Esto incluye el derecho a preservar o modificar el nombre y apellido, y que es un derecho que no se suspende, incluso en tiempos de excepción.

En el Senado ya se propuso en julio de 2012 una Ley General del Nombre Propio y de los Apellidos Paterno y Materno, Simples o Compuestos, de las Personas Jurídicas Físicas que pretende unificar la legislación aplicable a la designación del nombre y apellido de las personas y regula la designación del nombre, la composición de los apellidos, cambio de nombre y el uso indebido del mismo, pero hasta ahora no ha avanzado en el proceso legislativo.

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial con crédito a miabogadoenlinea.net

Pin It