Videocámara

 

Se presume que el youtuber ruso conocido como Kara.prank fue detenido por la policía de Moscú por cargos de vandalismo, por un video en el que al haber fingido estar contagiado del coronavirus de Wuhan, atemorizó a numerosos pasajeros del metro.

El video por el que fue detenido, fue filmado el 2 de febrero y en el aparece una persona con un cubrebocas tosiendo y convulsionándose en el piso de un atestado vagón del metro, del que los pasajeros salen en tropel en la siguiente estación, asustados por un posible contagio. El video ya no está disponible en el canal de Kara.prank.

“Uno de los vándalos sospechosos fue detenido. Estamos buscando a sus cómplices”, declaró sobre el asunto Irina Volk, vocera de la policía de Moscú.

El sospechoso no ha sido nombrado por la policía, pero los medios lo han identificado como el bloguero Karomat Dzhaborov y se infiere que es Kara.prank porque en su cuenta de Instagram Dzhaborov publicó el domingo que estaba detenido en una estación de la policía e hizo un llamado a sus seguidores para que lo apoyaran. “Me quieren encarcelar”, escribió.

Por vandalismo, el responsable del video enfrenta una sentencia de hasta cinco años de prisión. Este es el mismo delito por el que las integrantes del grupo musical Pussy Riot fueron detenidas, procesadas, condenadas y, finalmente, perdonadas por el presidente Putin.

La policía rusa no está perdonando a nadie este tipo de bromas que generan pánico en la sociedad y se sabe que a petición de las autoridades del metro están buscando a otros “bromistas” que el pasado viernes, vestidos con trajes amarillos usado en contingencias de tóxicos, estuvieron tosiendo en las caras de los transeúntes asiáticos.

Hay un delgada línea entre lo cómico y lo ofensivo y, a veces, dilucidarla es problemático para quienes tienen por costumbre burlarse de los demás.

Más información themoscowtimes.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net