En St Etienne, Francia, la policía ha iniciado una campaña para mejorar la vialidad, esta vez multando a los peatones que cruzan las calles sin fijarse, no lo hacen por las esquinas o cuando el semáforo está en rojo.

Se trata de una política que ha sido implementada como parte de una campaña de seguridad vial para enviar a los peatones el mensaje de que “no son los reyes” de las vías. La campaña, a su vez, es la respuesta a las muertes en los últimos meses de seis peatones que fueron atropellados.

La policía se ha tomado muy en serio su labor y el viernes de la semana pasada se llegaron a imponer hasta 186 multas de €4 cada una en tan solo 45 minutos, lo que demuestra que los peatones, quienes se quejan constantemente de los conductores, también necesitan educación vial.

Pese a lo anterior, se debe considerar que cuando hay un accidente vial en que se involucra a un peatón, el conductor siempre es considerado como el presunto culpable de manera que se le impone una multa de €135 y se penaliza su licencia con cuatro puntos, de acuerdo con el abogado francés Remy Josseaume.

La medida de multar a los peatones ha generado opiniones divididas pues mientras unos consideran que se debe hacer ver al peatón que no tiene todos los derechos de su parte, el abogado Adrien Weil declaró a Le Figaro que “la prevención va encaminada en buena dirección, pero la represión no es útil”.

Quizá más allá de las opiniones, la policía de St Etienne encontró en esta campaña de prevención una redituable forma de ingresar dinero a sus arcas.

Más información The Local

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net