Un tribunal chino prohibió  a la empresa Apple el uso de la marca iPad en aquel país, ya que la empresa Proview Technology, ubicada en Hong Kong, registró en el año 2000 la marca iPad.

 

Proview Technology pedirá a Apple una compensación de 10 mil millones de Yuanes, 1,600 millones de dólares, por la violación a sus derechos de autor.

 

En el 2006, Apple adquirió de una subsidiaria de Proview, ubicada en Taiwán, los derechos para utilizar el nombre iPad en distintos países por cerca de $54,600 dólares, pero Proview señala que los derechos que tiene la empresa en Hong kong son distintos, ya que conserva los derechos en China, donde inclusive comercializa diversos productos con la marca iPad, como monitores para computadora.

 

Si Apple y Proview no alcanzan un acuerdo para la compra de la marca, Apple tendría que vender los iPad con un nuevo nombre en China, donde por cierto tiene un éxito enorme.

 

El representante legal de Proview señala que "Apple compró la marca iPad de una empresa británica en 10 libras. Y la compañía británica previamente se lo compró a Proview Taipei. Creemos que Apple falló al realizar su operación, lo que no necesariamente fue intencional".

 
A pesar de la lucha legal, un portavoz de Proview dice que la compañía está abierta a un acuerdo y espera que esta última sentencia facilite la negociación, aunque Apple aun puede presentar una apelación.

 

 

www.miabogadoenlinea.net