Poster de The Walking Dead

 

AMC Network Entertainment LLC y sus codemandados están solicitando al juez que retraso el juicio por COVID-19

Después de más de siete años, finalmente AMC, Frank Darabont y Creative Artists Agency están a punto de verse las caras en el juicio por la distribución de las ganancias en la famosa serie de televisión por cable The Walking Dead.

Sobre la mesa está en juego determinarán si un programa tan exitoso, que los afiliados de la misma compañía licencian y exhiben, genera los suficientes ingresos para pagar regalías. Están en juego más de 280 millones de dólares.

Pero a 37 días de que comience el juicio con jurado, el 21 de abril para ser exactos, AMC está exponiendo al juez que tal vez no sea la mejor idea reunir a docenas de personas durante más de cinco semanas, para discutir un mundo postapocalíptico (ficticio), en un periodo de pandemia.

En Estados Unidos afortunadamente los casos de COVID-19 han disminuido después de llegar a una meseta y el presidente Joe Biden promete que las vacunas estarán disponibles para todos los adultos estadounidenses a fines de mayo, pero AMC pinta una imagen aterradora para justificar por qué es mejor esperar.

En el escrito destaca que se presentarán a juicio 22 personas por parte del equipo legal de los acusados y, posiblemente, un equipo similar por parte de los demandantes, además de los testigos que viajaran desde Hollywood hasta Nueva York, que después de viajar "tendrán que vivir en hoteles durante días y tal vez semanas, conviviendo con extraños de todo el país y del mundo que pueden traer inadvertidamente otras variantes mortales del virus”.

“Algunos miembros del equipo principal de los acusados tiene problemas médicos y de salud graves que harían que esta exposición sea especialmente riesgosa” afirma AMC.

"Este no es un juicio penal de tres días procesado por un abogado local; es un caso complejo y extenso" continúa el escrito. "En pocas palabras, este es el peor escenario imaginable para un juicio en este tribunal en este momento".

AMC presenta una declaración jurada del Dr. Stephen Ostroff, el ex director adjunto del Centro Nacional de Enfermedades Infecciosas de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos. "Hay enormes riesgos de proceder con este juicio antes de que se completen las vacunas, y no hay una urgencia que sea suficientemente compensatoria. Este Tribunal no debe obligar a las partes y a sus abogados, y mucho menos a los jurados, a elegir entre tratar este caso con celo y arriesgar su propia salud o la de sus seres queridos y el público en general".

Pero además AMC argumenta que el tribunal no puede reunir a un jurado constitucionalmente representativo para un juicio de cinco semanas en medio de una pandemia.

Sin duda, el hecho de que AMC presente está moción para anular la fecha del juicio es un movimiento potencialmente táctico.

La semana pasada, las partes celebraron una conferencia previa al juicio en la que avanzar o no era un punto principal de discusión y según Law360, los abogados de Frank Darabont y Creative Artists Agency rechazaron acaloradamente los argumentos de los acusados, lo que desató un debate, por lo que el juez los tuvo que llamar al orden.

El juez de la Corte Suprema del estado de Nueva York, Joel M. Cohen, quien está conociendo del caso, les ordenó que continúen preparándose para el juicio.

Nueva York es bastante liberal cuando se trata de apelaciones interlocutorias por lo que es posible que AMC pueda forzar que el juicio se retrase sin importar cómo dictamine el juez Cohen. O podría estar buscando un juicio ante el juez, pero sin jurado.

El caso, que como se mencionó, ya lleva siete años, puede retrasarse bastante más. Actualmente el sistema judicial de Nueva York está sobrecargado de litigios y hay una serie de otros casos que deben ser juzgados dada la ausencia de juicios con jurado el año pasado.

Dice Dale Kinsella, abogado de Darabont y CAA, "La moción de AMC caracteriza de manera grosera e injusta la preocupación de los Demandantes por los riesgos reales que plantea el COVID-19. Confiamos en el juez y el sistema judicial de Nueva York para ayudar a garantizar la seguridad de todos los involucrados"

Ya veremos qué decisión se toma finalmente.

Más información hollywoodreporter.com/thr-esq

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net