Corbata y camisa

 

La Corte de Apelaciones del 7º Circuito de los Estados Unidos sancionó a un abogado que permitió que una cliente redactara y presentara usando su firma electrónica una apelación que fue calificada de “incoherente”.

Se trata de abogado Jordan Hoffman, con práctica legal en el estado de Illinois, y que ejerce por su cuenta y no en una firma legal.

Sucede que el abogado Hoffman, según explicó a la Corte de Apelaciones, no tuvo tiempo de escribir una apelación ni de examinar el expediente de un tribunal inferior por lo que permitió a una amiga y cliente redactar y presentar la apelación usando su nombre y firma electrónica a cambio de comparecer él en la audiencia oral de ese caso. Explicó que esta amiga, a pesar de no ser abogada, había presentado el caso de discriminación en contra de una empresa en Illinois sin la representación de un abogado.

Como no revisó los antecedentes de la apelación, el abogado Hoffman no se percató de que se trataba de un “caso sin esperanza”.

El escrito que la cliente presentó fue destrozado por los magistrados de la Corte de Apelaciones que dijeron que se trataba de “una monstruosidad de sumario de apelación”, que era “incoherente” y el fondo de la apelación “absolutamente frívolo”.

La Corte dijo que se trata de un sumario “que abarca 86 interminables hojas” que no es “ni conciso ni claro”. Además “está repleto de argumentos impenetrables y afirmaciones no respaldadas y está organizado de forma que escapa a nuestro entendimiento".

Por si eso no fuera suficiente, en una nota al pie, los magistrados calificaron al sumario como “una pesadilla tipográfica” que “usa cinco tipos diferentes de fuentes y varios tamaños de fuentes, incluyendo tres fuentes diferentes en una oración, y escribe palabras con mayúsculas de una forma aparentemente azarosa”.

Como decisión a esta demanda de apelación, la Corte confirmó el rechazo de la demanda por discriminación presentada por la cliente de Hoffman y, eventualmente, sancionó al abogado Hoffman a pagar los honorarios legales y gastos dobles al abogado de la contraparte.

Antes de ser sancionado, cuando Hoffman respondió a la orden de la Corte de exponer las razones por las que no debía ser sancionado por la atrocidad de documento presentado, el abogado dijo: “Todos estos fueron errores graves de juicio y solo puedo disculparme ante el tribunal y prometer que nunca permitiré que esto vuelva a ocurrir.

“He sufrido los momentos más vergonzosos y estresantes de mi carrera legal y, tal vez de mi vida, durante el argumento oral y después de la publicación de la opinión del tribunal y mi reputación se ha visto empañada al más alto nivel como resultado de mis acciones que causaron una opinión tan severa en este asunto".

El abogado también reconoció que "he avergonzado a la venerable profesión del Derecho y a la barra [de abogados] a la que he disfrutado el privilegio de ser miembro por más de 32 años, durante los cuales mi competencia no ha sido cuestionada".

Un error de juicio que además de dinero está costando su prestigio a este abogado que seguramente es ya muy reconocido por su error en el círculo legal de Illinois.

Más información abajournal.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net