Página de manga pirata

 

En Japón se aprobó un nuevo proyecto de ley destinado a combatir la descarga de contenido pirata  de Internet. La nueva ley, que entrará en vigor el 1 de enero de 2021, penalizará la descarga de manga, revistas y material académico con penas de prisión de hasta dos años. Los operadores de sitios de enlaces piratas también enfrentarán hasta cinco años tras las rejas.

Desde 2012, la descarga de música y películas que violan derechos de autor ya está prohibida por la Ley de Derechos de Autor de ese país y, en teoría, se castiga con hasta dos años de prisión.

Pero esa legislación no incluía la descarga de manga y otras obras literarias, algo que provocó la ira del sector editorial. En respuesta, a principios del año pasado, la Agencia de Asuntos Culturales propuso una expansión de la ley para cubrir todo el contenido protegido por derechos de autor, pero las cosas no salieron bien.

Debido a la amplitud de las propuestas, algunos temían que incluso la copia privada de imágenes, por ejemplo, pudiera volverse ilegal y punible con una posible sentencia de prisión. Sin embargo, en un cambio abrupto, el gobierno archivó las reformas planeadas después de las protestas por las implicaciones.

Tras meses de deliberaciones, el gobierno acaba de aprobar un nuevo proyecto de ley que tiene como objetivo abordar las preocupaciones de los titulares de derechos de autor y aquellos que se oponen a los aspectos más draconianos de las propuestas originales.

El proyecto de ley penaliza la descarga de manga, revistas y publicaciones académicas que violen derechos de autor. Las sanciones se ajustarán a las que ya están existen para música y películas con una pena máxima de prisión de dos años y/o una multa de dos millones de yenes (US $ 19,118). Las sanciones más severas se reservarán para los grandes infractores reincidentes.

Los usuarios de Internet podrán descargar algunos contenidos académicos y basados en imágenes para uso privado limitado a fin de no sofocar el flujo de información y educación, siempre que la actividad no afecte a los titulares de derechos de autor. Sin embargo, actualmente no está claro dónde se encuentran los límites precisos.

Se planea, para evitar cualquier incertidumbre, ofrecer avisos al público para garantizar que las personas entiendan lo que pueden y no pueden hacer con contenido protegido por derechos de autor para cumplir con la nueva ley.

"Logramos el equilibrio correcto entre asegurar medidas efectivas contra la piratería y evitar que las personas se desanimen en sus esfuerzos por recopilar información", dijo el ministro de Educación, Cultura, Deportes, Ciencia y Tecnología, Koichi Hagiuda , en una conferencia de prensa.

Un aspecto que está perfectamente claro es la prohibición de los llamados sitios  "sanguijuela", plataformas, conocidas en Occidente como de enlaces o sitios de indexación, que no incluyen ningún contenido con derechos de autor, sino que proporcionan hipervínculos a material infractor alojado en otro lugar.

La operación de dicho servicio en Japón se castigará con hasta cinco años de prisión y/o una multa de cinco millones de yenes (US $ 47,780). Las últimas estimaciones sugieren que puede haber hasta 200 de estos sitios en el país, una cifra que el gobierno espera reducir.

Aunque la ley entrará totalmente en vigor el 1 de enero de 2021, los operadores de sitios de enlace tendrán menos tiempo para adaptarse y las nuevas sanciones se aplicarán a partir del 1 de octubre de 2020.

Más información torrentfreak.com/

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net