“Len”, una mujer de filipinas que trabaja como empleada doméstica en Singapur desde hace más de 14 años está siendo investigada por supuestamente haber robado un boleto de lotería que resultó ganador de 2.3 millones de dólares singapurenses, poco más de 1.6 millones de dólares estadounidenses.

Después de haber ganado y cobrado el millonario premio, la mujer ha sido interrogada en varias oportunidades por la policía pues una tercera persona presentó una denuncia por robo en contra de Len, nombre ficticio, diciendo que ella le robó el boleto ganador de la lotería.

De acuerdo con Len, ella compró el billete de lotería en junio cuando iba de camino a encontrarse con una amiga a la que ayudó a enviar dinero a Filipinas. Así, durante el primer interrogatorio acompañó a los oficiales de policía hasta la tienda donde adquirió el boleto. Sin embargo no se pudo obtener nada en claro pues según el informe policíaco el video de seguridad de la tienda del día en que Len compró el billete ya fue borrado.

Las investigaciones sobre el caso continúan por lo que Len sigue teniendo la posesión del dinero que depositó en su cuenta de banco, cuyos datos ya fueron requeridos por la policía. No todo el dinero está ahí depositado pues ella ya transfirió una parte a sus hijos de 22 y 23 años de edad en Filipinas para que adquieran un terreno y finquen una casa. Sin embargo, de ser declarada culpable de robo tendrá que regresar el dinero.

Pese a que Len es ya una mujer millonaria, sigue trabajando en Singapur con la misma familia con la que trabaja desde hace 14 años y a la que considera como parte de su familia. Debido a la investigación en curso es probable que aun de querer regresar a Filipinas, tenga prohibida la salida del país.

Más información Straitstimes.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net