Este miércoles, la Corte de Apelaciones de Ucrania confirmó la decisión de un juzgado de distrito de Kiev, capital del país, sobre la procedencia de las acusaciones de la fiscalía en contra de la ex primera ministra de ese país, Yulia Tymochenko, y señaló que no es competente para declarar la ilegalidad del proceso toda vez que la etapa de investigación previa al juicio está concluida.

 

La Fiscalía acusa a Tymochenko de haber desviado unos 200 millones de euros de la venta de cuotas de emisiones de gas en 2009 e investiga otra transacción de compra de gas ruso a precios demasiado elevados y sin contar con la autorización necesaria del gabinete. Asimismo, es acusada de haber usado fondos públicos para financiar su campaña presidencial el año pasado. En caso de ser encontrada culpable podría ser condenada a hasta diez años de cárcel.

 

Yulia Tymochenko es una mujer que antes de dedicarse a la política era conocida como una importante empresaria en el ramo del gas en su país. Fungió como primera ministra dos veces, la primera en 2005 y la segunda de 2007 a 2010, después de haber sido figura importante de la Revolución Naranja que logró la repetición del proceso electoral del 2007 y sacó del poder a Viktor Yanukovich y logró el triunfo de Viktor Yushchenko. Es también la fundadora del partido  Batkivschyna.

 

Yulia Tymochenko se enfrentó en las elecciones de 2010 al actual presidente Viktor Yanukovich, perdiendo la presidencia. Apeló ante la Corte el resultado de la decisión, pero retiró su demanda en febrero de 2010.

 

El proceso penal inició en 2010, cuando se reabrió un caso en su contra que se había empezado a investigar antes de que fuera la primera ministra en 2005, período en que el caso se cerró sin explicaciones. A partir de ese caso, la fiscalía inició investigaciones en su contra y se le fincaron los actuales cargos por mal manejo de recursos públicos mientras fue primera ministra del país.

 

Yulia Tymochenko se había resistido a presentarse ante la corte, hasta que en mayo pasado se le apercibió con su detención. Como estrategia de defensa presentó la apelación contra las acusaciones en su contra pues considera que se trata de una persecución política y no penal.

 

Después de conocer el fallo de la Corte de Apelaciones declaró a los medios que tenía la certeza de que esa iba a ser la decisión, pero que la única manera de acceder a la Corte Europea de Derechos Humanos era agotar todas las instancias de “las cortes corruptas” de su país, con lo que señaló que llevará su caso ante Europa.

 

Mientras tanto en Bruselas, el Parlamento Europeo emitió una resolución conjunta en la que hace un llamado a “no utilizar la legislación penal como una herramienta para obtener fines políticos, y llama a las autoridades ucranianas a asegurar que los mecanismos judiciales nos sean usados selectivamente, y las investigaciones, acusaciones y juicios se efectúen con la máxima transparencia”.

 

Además de mencionar en ese comunicado el proceso que se sigue en contra de Yulia Tymochenko, se hace mención en un apartado especial al ex ministro del interior, Yuriy Lutsenko, quien permanece en custodia desde el 26 de diciembre de 2010, y expresa su apoyo a la Comisionada de Derechos Humanos de Ucrania, Nina Karpachova, quien solicitó la Fiscal General que considerara la posibilidad de modificar la sanción preventiva en contra de Lutsenko a una que no involucre la detención.

Más información Kyiv Post

www.miabogadoenlinea.net