Una juez en Murcia, España, negó la petición de un hombre que pedía ser declarado copropietario de Indie, el perro propiedad de su expareja con quien convivió dos años.

 

Acabando con una tradición que parecía ser motivo de orgullo de los corredores, la Bolsa de Metales de Londres, LME por sus siglas en inglés, ha establecido la prohibición a los empleados y miembros de beber durante horas de oficina.

 

Una Corte de Condado de Victoria, Australia, sentenció el pasado viernes a dos años de prisión a Tim Brosnan, un sujeto que se embolsó fraudulentamente más de 282,000 dólares australianos, US$193,000, cargando a los clientes de un restaurante de fish and chips, pescado y papas, hasta 10,000 dólares por transacción con tarjeta.

 

El Tribunal Superior de Johannesburgo, Sudáfrica, tuvo que lidiar la mañana de este martes con los arranques de enojo de una mujer que está apelando su sentencia por haber ofendido racialmente a policías y que la llevó a despedir al equipo legal que la representaba pro-bono, es decir, de forma gratuita.

 

Gracias a la oportuna intervención de una paloma blanca, un conductor que manejaba a exceso de velocidad en una localidad alemana ha evitado ser multado.

 

El pasado viernes, un juez Irlanda desechó la demanda que por lesiones presentó un hombre en contra de la empresa de autobuses de Dublín, asumiendo que el sujeto se cayó en un autobús por ir con más copas de alcohol adentro de las que quiso admitir.

 

En la provincia china de Anhui, un hombre al que se conocen como Ban fue detenido por la policía por haber dado “nombres ilegales” a sus perros, al haberlos llamado como organismos de gobierno.

 

Tras un operativo antidrogas efectuado en una localidad del estado de Piauí, en Brasil, la policía detuvo y tiene en custodia a un loro, aparentemente la mascota de los delincuentes y el encargado de darles el pitazo de que la policía estaba en camino.

 

Un nuevo revés ha sufrido el matrimonio que en el pacífico y rural pueblo de Erlkam, al sur de Múnich, Alemania, se han quejado desde 2015 del ruido de los cencerros de las vacas de su vecina, además del mal olor del estiércol y la presencia de insectos.