Imprimir
Visto: 159
Palanca de avión F-16

 

Corte de Distrito aprueba subasta de palanca que perteneció a avión de guerra que destruyó reactor nuclear en Irak

La Corte de Distrito de Lod, Israel, dio luz verde a la subasta de la palanca de control de un avión de la Fuerza Aérea de Israel que tomó parte en la misión de bombardear un reactor nuclear de Irak en junio de 1981.

La subasta de esta palanca, que incluye el botón rojo por el que se liberaron las bombas, estaba planeada para noviembre de 2021, pero las Fuerzas de Defensa de Israel, IDF por sus siglas en inglés, y el Ministerio de Defensa se opusieron a la subasta y a petición de la fiscalía general, la venta se suspendió en tanto se revisaba el fondo del asunto.

Durante el proceso, las autoridades militares argumentaron que la palanca del avión F-16, identificado con el número 129, es “un bien cultural de importancia fundamental en la historia del Estado de Israel”, relacionado con “un evento significativo” en la historia del país. Había, por tanto, “valor público, cultural, de investigación e histórico para evitar su venta a manos privadas”.

Lo anterior porque el avión 129, piloteado por el coronel Hagai Katz, fue parte del escuadrón de ocho aviones F-16 que tomaron parte en la misión de destruir un reactor nuclear en Irak el 7 de junio de 1981.

La Corte de Distrito concluyó, sin embargo, que la palanca no es un “bien cultural” o por lo menos, no con la importancia que se le quería atribuir, porque la palanca fue retirada del avión y enviada para ser desechada y reciclada. El tribunal incluso notó que las fuerzas armadas ni siquiera se tomaron la molestia de verificar que la palanca había sido destruida porque de haberlo hecho, el objeto no hubiera llegado a las manos del comprador por canales no autorizados.

Más aún, se rechazó la aseveración de que la palanca fue robada o tomada sin permiso porque no se presentó ninguna denuncia de robo.

Según el sitio de noticias Ynet, el actual propietario de la palanca es un alto mando retirado del Escuadrón 117 de la Fuerza Aérea de Israel que tuvo la misión de destruir el reactor. Esta persona declaró bajo anonimato que se hizo de la posesión de la palanca con ayuda de personal del escuadrón, pero que no declararía más por tratarse de un tema “delicado”.

Dijo que había tomado la decisión de vender el objeto a partir de la venta de un pedazo de avión con el emblema de Israel, derribado en 1950, por 60,000 dólares.

La decisión ha sido bien recibida por la casa de subastas Pentagon Auctions que, con Garage Sale Collection, está organizando la subasta de la palanca.

Un representante de Pentagon Auctions dijo que el precio base de la palanca es de 50,000 dólares, pero que estiman que el precio de venta final será mucho más alto porque ya recibieron una oferta de 100,000 dólares que tuvieron que declinar.

La decisión, en la que el IDF y el Ministerio de Justicia fueron condenados a pagar los gastos legales al propietario de la palanca, no es todavía definitiva y la fiscalía declaró que están evaluando la sentencia para, en su caso, apelar.

Interesante que mientras en otros países los bienes culturales son, por lo general, obras de arte o vestigios arqueológicos, en Israel, una nación con armas nucleares, se considere bien cultural un objeto que sirvió para la guerra y la destrucción.

Más información timesofisrael.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen tomada de timesofisrael.com