Imprimir
Visto: 126
Árbol

 

Se ordena que cesen audiencias en exterior de edificio judicial clausurado por presentar riesgo de colapso

El Departamento de Justicia de Sudáfrica ordenó el viernes pasado que las audiencias “bajo los árboles” que se estaban celebrando en el tribunal de Musina, en la provincia de Limpopo, se detuvieran y que se celebraran en su lugar en la estación de policía de la ciudad.

El 26 de julio, el Departamento de Trabajo y Empleo emitió una notificación de prohibición con fundamento en la Ley de Salud Ocupacional y Seguridad, pues después de una inspección se concluyó que el edificio que alberga el tribunal A de la Corte de Distrito y el tribunal B del Tribunal Regional estaba en riesgo inminente de colapso lo que podría ocasionar pérdida de vidas humanas.

Entre las fallas de seguridad se detectaron baños con filtraciones de agua, filtraciones en el techo y tableros de distribución eléctrica sin tapas y con cables desnudos expuestos que representaban un peligro de electrocución.

Tras la clausura del edificio, el Departamento de Justicia implementó medidas para continuar el trabajo de los tribunales en la parte exterior del edificio.

“Las cajas de derechos/efectivo de los testigos, las solicitudes de violencia doméstica y los asuntos de mantenimiento ya inscritos serán atendidos desde la estructura móvil disponible”, estableció el Departamento de Justicia, añadiendo que se habían establecido medidas “para evitar el congestionamiento de empleados y para cumplir con todos los protocolos bajo el nivel de alerta 3 por Covid-19”.

El Departamento también anunció que, con la aprobación de todos los involucrados, los casos de alto perfil relacionados con siete integrantes del ejercito sudafricano, SANDF por sus siglas en inglés, que enfrentan cargos por contrabando de vehículos robados a Zimbabwe, serían trasladados a los tribunales de la ciudad de Louis Trichardt, también en Limpopo.

La decisión de continuar con los asuntos en el exterior no fue del agrado de la Asociación de Servidores Públicos, PSA por sus siglas en inglés, que pidió al Departamento de Justicia que se reconsiderara esta decisión porque las audiencias “bajo los árboles” eran inapropiadas y degradantes para el público y para los funcionarios.

El viernes, después de haber visitado el edificio judicial y la forma en que se están llevando las audiencias en la vía pública, el Departamento de Justicia ordenó que cesen las actividades y que las audiencias se efectúen en el departamento de policía en tanto se resuelven los problemas del edificio judicial. Además, instó a que se revisen solo los casos prioritarios y se pospongan los casos que no son urgentes.

A este anuncio el PSA se mostró complacido, aunque en realidad la decisión no tendrá mucha trascendencia puesto que las autoridades de inspección laboral han dado luz verde para que se reanuden las labores en el edificio judicial ya que seis contratistas han estado trabajando para reparar las instalaciones.

Finalmente, el PSA declaró que “continuarán luchando con uñas y dientes para garantizar que los empleados en Limpopo están trabajando bajo condiciones propicias y seguras para promover la salud y la seguridad de los empleados.”

Más información timeslive.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net