Cuaderno

 

Se recomienda a la Suprema Corte de Ohio reprender públicamente al abogado que protestó decisión de juez

Si el abogado de Ohio Anthony Baker pensaba que la protesta que hizo en un juicio quedaba castigada y archivada con las planas que tuvo que escribir, se equivocó pues ahora se está recomendado a la Suprema Corte del estado que lo reprenda públicamente.

Los hechos se refieren al proceso que se siguió en contra de Denayne Davidson-Dixon, un ex oficial de la policía acusado de violencia doméstica. Pese a que en el ataque el ex policía le rompió tres huesos de la cara a su esposa, el abogado Baker alegó la legítima defensa. De esta forma, cuando la juez Nancy Fuerst de una corte en el condado de Cuyahoga, Ohio, instruyó al jurado para que deliberara, el abogado Baker protestó porque no los instruyó sobre la normativa de defensa en Ohio y como señal de insatisfacción dejó abandonado su lugar en el tribunal, sentándose en la parte trasera de la sala y parándose detrás de un monitor de televisión, pero sin salir de la sala judicial.

Como sanción a esta y otras conductas, la juez declaró al abogado Baker en desacato, le impuso una multa de 500 dólares y en lugar de mandarlo una noche a prisión le ordenó entregar al tribunal unas planas con dos frases, escritas 25 veces cada una con letra legible:

“No participaré en conductas que sean perjudiciales para la administración de justicia o en cualquier otra conducta que se refleje negativamente en mi aptitud para practicar leyes”.

“No participaré en conductas destinadas a perturbar a un tribunal o en una conducta indigna o descortés que sea degradante para un tribunal”.

Cuando la inusual sanción fue hecha de conocimiento público por los medios, la Barra de Abogados Metropolitana de Cleveland decidió investigarlos y así, el Consejo de Conducta Profesional de la Corte Suprema de Ohio ha recomendado esta semana a la Suprema Corte que sancione al abogado Baker con una reprimenda pública.

La decisión del Consejo tomó en cuenta como factores mitigantes que el abogado cumplió con la orden de la juez, la “naturaleza muy publicitada” de la sanción, la falta de sanciones disciplinarias previas y su actitud cooperativa durante el procedimiento de ética y por ello se ha aconsejado una sanción menor.

Sobre su conducta, el abogado Baker declaró que su conducta fue “descortés” y que “la juez tuvo razón en disciplinarlo”, pero que sigue pensando que la juez se equivocó. “Como he sostenido en todo momento, lo que hice en la sala del tribunal no estuvo justificado”, dijo. "Pero no puedo evitar [pensar que] mi cliente tuvo un juicio injusto porque los miembros del jurado no pudieron considerar la defensa personal".

Denayne Davidson-Dixon, el cliente de Baker, fue sentenciado por un cargo menor de agresión y violencia doméstica y la sentencia está siendo apelada. Quizá en apelación el abogado Baker consiga que se tome en cuenta la defensa personal.

Más información abajournal.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen de David Schwarzenberg de Pixabay