Esposas

 

Giuseppe Mastini, alias Johnny lo Zingaro, fue capturado después de no haber regresado a prisión el 6 de septiembre

Este martes, la policía italiana anunció la recaptura de Giuseppe Mastini, un hombre de 60 años, con un largo historial delictivo, que a principios de mes escapó de la prisión en la que sirve sentencia.

Giuseppe Mastini, apodado Johnny lo Zingaro, o Johnny el Gitano, por sus orígenes sinti o sinta, desapareció el 6 de septiembre al no haber regresado a la prisión Sassari en Cerdeña, en la que está ingresado por homicidio. Salió de prisión como un privilegio que se le otorgó por su buen comportamiento.

La policía de la provincia de Sassari siguió los pasos de este hombre hasta una granja en una zona rural de la provincia. La policía lo encontró solo y sin armas y Johnny lo Zingaro no opuso resistencia.

Mientras era detenido, le dijo al policía que hizo la captura: “Escapé por amor”, a lo que el oficial le respondió “Tú siempre escapas por amor”, y la palabra “siempre” fue usada porque esta es la tercera vez que este sujeto se las arregla para salir de prisión. Es más, Johnny lo Zingaro ingresó a la prisión de máxima seguridad en Sassari después de haber escapado en julio de 2017 de la prisión en la que estaba ingresado en Savona, Liguria.

La carrera delictiva de este hombre empezó siendo muy joven a los 15 años, cuando a finales de 1975 un robo malogrado lo llevó a disparar y matar a un conductor de tranvía. Siendo menor de edad fue trasladado al centro de reclusión juvenil Casal del Marmo, de donde también escapó para ser traslado a la isla prisión Pianosa en el archipiélago toscano.

En Casal de Marmo conoció a Guisseppe Pelosi, quien fue sentenciado por el brutal homicidio del escritor y realizador de cine Pier Paolo Pasolini. Como las pruebas forenses indicaron que el terrible homicidio no pudo haber sido realizado por una sola persona, Pelosi, de 17 años, fue sentenciado “junto con otros” no identificados. Mastini fue investigado brevemente por este homicidio que hoy en día sigue siendo un misterio.

En el verano de 1983, volvió a ser detenido y procesado por un tiroteo con la policía. Fue ingresado a prisión y cuatro años después, cuando se le concedió como privilegio la salida de prisión, se involucró en el robo de varios autos, el asalto a una estación de gasolina, el secuestro de una joven llamada Silvia Leonardi y, al final del día, durante una persecución policiaca en el homicidio de un policía y las lesiones a otro. Rodeado por la policía, decidió entregarse. Su entonces novia Zaira Pochetti también fue detenida por su participación en estos eventos.

En 1989 fue sentenciado a cadena perpetua e ingresado en la prisión Fossano, cerca de Savona, de la que, como ya se mencionó, escapó varios años después.

La legislación italiana concede como privilegio los permisos de salida de prisión aun por delitos graves como el homicidio y aunque Mastini ha demostrado que es fácil para ellos salir y no regresar, en 2012 el entonces ministro de Justicia dijo que no era una actitud común entre los reos, pues de 25,275 veces que se concedió un día de libertad, los reos no regresaron solo en 52 ocasiones.

Un escape de prisión más asombroso se presentó en 2014 cuando dos reos descendiendo la pared de la prisión de Rebibbia con ayuda de una “cuerda” hecha con sábanas amarradas unas a otras.

Más información ansa.it

Miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net