Detalles de la tira cómica del PLD

 

En Japón se ha desatado un inusual debate en torno de la teoría de Charles Darwin y la propuesta de reforma a la Constitución, proyecto muy atesorado por el primer ministro Shinzo Abe y su Partido Liberal Democrático, PLD por sus siglas en inglés.

El tema se suscitó el viernes cuando el PLD publicó en su cuenta de Twitter una tira cómica en la que interpretan la Teoría de Darwin en el sentido de que solo aquellos que cambien sobrevivirán, aludiendo a la añorada reforma constitucional.

La tira cómica ha sido criticada por muchos que argumentan que es una pésima interpretación de la teoría darwinista (probablemente todos ellos biólogos), exponiendo que esas palabras no reflejan en absoluto las palabras de Darwin.

El lunes, en conferencia de prensa, el presidente del Partido Comunista Japonés criticó la caricatura diciendo: “No debes aplicar la teoría de la evolución a la sociedad humana. Esta es una lección de la historia, incluyendo la limpieza étnica nazi.”

A estas palabras de crítica, el secretario general de LDP, Toshihiro Nikai, replicó el martes: “En una sociedad democrática, todo lo que digas puede ser discutido por otros. Y esta es la belleza de nuestro país”. Agregó que “Darwin estaría feliz” de ver que su teoría es mencionada en la tira cómica del LDP.

El primer ministro Shinzo Abe y su partido, han estado acariciando la idea de la reforma constitucional desde que en 2013 llegó al poder, con el objetivo principal de eliminar la disposición que impone a Japón el pacifismo.

La Constitución de Japón data de 1947, siendo posterior a la Segunda Guerra Mundial. El artículo 9°, que establece que Japón es una nación pacífica, fue impuesto por las fuerzas de ocupación estadounidenses.

Debido a la existencia de este artículo constitucional, las fuerzas armadas japonesas cumplen una finalidad de autodefensa, pero el país no puede iniciar acciones bélicas en contra de otra nación, una postura que ha dividido a los japoneses entre aquellos que prefieren ser una nación pacifista y quienes, como el primer ministro Abe, opinan que Japón, con el ejército mejor entrenado y equipado de Asia, queda atado de manos para tomar acciones tendientes a proteger su soberanía nacional y de enfrentar las amenazas que otros países suponen, particularmente China.

La dificultad de pasar las reformas constitucionales ha ido retrasando el proyecto. Esto porque la reforma, además de necesitar el voto aprobatorio de las dos terceras partes de la Dieta Nacional, es decir, de las dos cámaras que conforman el Congreso de Japón, deben ser aceptadas por mayoría de votos en un referéndum nacional.

Para ir preparando el camino a esta reforma constitucional, desde 2015 la Dieta Nacional empezó a aprobar una serie de reformas en materia de seguridad nacional, las que fueron recurridas en varias acciones legales, una de ellas presentada en 2015 por más de 300 abogados y otra más en 2018 firmada por el físico Toshihide Maskawa, ganador del Premio Nobel, y otras 100 personas.

La llegada de la pandemia del coronavirus y sus grandes consecuencias como la suspensión de las Olimpiadas Tokio 2020 y la recesión económica parecen haber retrasado una vez el proyecto de reformas constitucionales y de ahí la campaña que el PLD está emprendiendo.

Más información japantimes.co.jp

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Imagen mainichi.jp