Manifestación de jóvenes por el clima

 

Tres estudiantes del Reino Unido demandan al reino Unido por insuficientes política sen materia del cambio climático

Siguiendo la tendencia actual, tres jóvenes han presentado una demanda en contra del Reino Unido por las medidas insuficientes que se están tomando para hacer frente al cambio climático que está afectando desproporcionadamente a las comunidades más pobres y marginadas.

La acción ha sido presentada por Adetola Stephanie Onamade, con orígenes en Nigeria y Trinidad y Tobago, Marina Tricks, de 20 años y nacida en México, y Jerry Amokwandoh, de Ghana, y están siendo representados por el despacho Plan B que presentó acción legal en contra de la ampliación del aeropuerto de Heathrow (que fue negada por la Suprema Corte británica) y su director Tim Crosland.

Aunque este tipo de demandas no han tenido mucho éxito en los tribunales británicos que han concluido que el gobierno tiene amplias facultades para decidir cómo cumplen sus compromisos respecto de los derechos humanos, los jóvenes la han presentado movidos por la ola de litigios de este tipo que se están presentando en varios países del mundo y las recientes decisiones como la de la Corte Federal de Alemania que concluyó que las medidas del gobierno federal, al no prever un esquema de reducción de emisiones más allá del 2030, son insuficientes.

Además, el Reino Unido es una de las 33 naciones llamadas a declarar ante la Corte Europea de Derechos Humanos respecto de la demanda que siete niños y jóvenes portugueses presentaron sobre el hecho de que no recortar emisiones y no cambiar el uso de combustibles fósiles presenta un grave riesgo a los derechos humanos de los niños, particularmente a su derecho a la vida.

En este caso se está exponiendo que, aunque hay una ley que declara la emergencia climática y aspira a llegar a cero neto de emisiones para 2050, el gobierno no tiene un plan adecuado para hacer frente a la crisis con lo que no está tomando en cuenta la protección de sus derechos a la vida, a la vida familiar y a no ser discriminados, derechos que están protegidos en los artículos 2, 8 y 14 de la Ley de Derechos Humanos.

Particularmente quieren demostrar la relación entre la crisis climática y la cada vez más amplia injusticia social por género, raza o riqueza, al señalar que el daño ambiental no está siendo sentido de forma equitativa. Por ejemplo, la contaminación ambiental está siendo resentida por las comunidades de menos recursos como lo demostró el caso de Ella Kissi-Debrah, una niña de 9 años cuya muerte fue a consecuencia de los altos niveles de contaminación del aire. Además, el Reino Unido como muchas otras naciones “desarrolladas” están enviando sus desechos a otros países menos ricos que ya empiezan a rechazarlos.

“Comunidades de negros, morenos e indígenas son las que están frente a la crisis”, declaró Mariana Tricks. “Esta pandemia de Covid ha mostrado las inequidades profundamente enraizadas en nuestra sociedad… y todavía nos falta enfrentarnos a una crisis más grande que exacerbará esas inequidades en el futuro.”

“Han pasado más de cinco años desde que Gran Bretaña firmó el acuerdo de París, pero hemos tenido que luchar para que se aplique la equidad. Nuestra misión es que los jóvenes y las comunidades en el frente, hablen su verdad al poder en la sala de audiencias y en las calles. No hay más tiempo que perder", declaró Adetola Stephanie Onamade, de 23 años.

Si bien el gobierno británico a través del Ministerio Comercio, Energía y Estrategia Industrial, encargado de implementar las políticas en materia de la crisis climática, se negó a declarar una vez que la demanda se presentó, lo hizo previamente señalando que se trata de una demanda sin justificación porque ya han manifestado la intención de publicar la estrategia para llegar a cero neto antes de la reunión COP26 de noviembre en Glasgow.

Más información theguardian.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen fridaysforfuture.org