Una corte de apelaciones de los Estados Unidos falló a favor de Noelia Lorenzo Monge en materia de derechos de autor, en una decisión que podría proteger a otras celebridades de filtraciones a los medios de imágenes privadas y personales.

El caso se remonta a la boda de Noelia con su manager Jorge Reynoso en  2007 en una capilla en Las Vegas. La pareja quiso que esta unión quedara en secreto y para ello compraron su propia cámara y sacaron sus fotografías.

La memoria de la cámara que contenía esas fotografías fue encontrada por un tercero, Oscar Viqueira, quien vendió las imágenes a la revista TVNotas, publicada por la empresa Maya, la que publicó esas fotografías.

Noelia y su marido registraron las fotografías y por la publicación demandaron a Maya por infracción a sus derechos de autor y la apropiación indebida, pero un juez de primera instancia falló a favor de la revista tomando en consideración la excepción a los derechos de autor conocida como la doctrina del uso justo.

El uso justo fue codificado en 1976 y establece una excepción a los derechos de autor, pero sin delimitar claramente cuándo y cómo aplica, por lo que los tribunales revisan caso por caso analizando cuatro factores clave para determinar si hay uso justo de la publicación o no. Esos cuatro factores incluyen el propósito del uso, la naturaleza del material protegido, la cantidad de material protegido usado en el trabajo del tercero y el efecto en el mercado de ese uso en el trabajo del tercero.

Noelia llevó su caso ante una corte de apelaciones que en un fallo de dos a uno determinó que en el caso particular no aplicaba el uso justo. Entre otras cosas se establece en la decisión que las fotografías fueron tomadas con la propia cámara de la cantante, que ella y su marido no habían obtenido ingresos de las mismas porque su intención no era llevarlas al mercado y que el tercero, en este caso la revista, utilizó el cien por ciento de la imagen y no solo una parte de la misma.

Este fallo ha sido tomado con beneplácito por las celebridades de Hollywood porque en el futuro podría servir de precedente en casos en que los medios filtran fotografías o vídeos personales e íntimos de los artistas.

Sin embargo, para el juez que votó en contra, esta decisión puede implicar problemas en el futuro por alejarse de lo que la Corte Suprema ha estado dictaminado sobre el particular, además de que podría ser usado por los artistas como un medio para intentar controlar sus imágenes en la prensa, como ha pretendido hacer Lady Gaga.

Visto desde el punto de vista de las celebridades, un antecedente de este tipo hubiera beneficiado a Eric Dane, quien personifica a Mark Sloane en la serie Grey’s Anatomy, cuyo video sexual se filtró a los medios. Su abogado, Marty Singer, expuso en su caso que al haber sostenido él la videocámara, el trabajo le pertenecía, pero en este caso las partes decidieron llegar a un acuerdo por lo que no se sabe como hubiera resultado la decisión judicial.

Más información THR.com

www.miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net