En el "2015 Special 301 Report" (Informe Especial 301), elaborado por la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR, por sus siglas en Inglés), México continúa en la lista de vigilancia, llamada "Watch List" por no combatir "adecuadamente" la falsificación y la piratería.

La USTR debe identificar las barreras comerciales a las empresas estadounidenses y sus productos en otros países. Bajo la Sección 182 de la Ley de Comercio de 1974, esta oficina debe identificar anualmente los países que niegan la protección adecuada y efectiva de los derechos de propiedad intelectual o deniegan el acceso justo y equitativo de mercado a personas de Estados Unidos que dependen de la protección de la propiedad intelectual. La Sección 182 se conoce comúnmente como el "Informe Especial 301".

Por ley, el informe anual debe identificar una lista de "países extranjeros prioritarios", aquellos países que se considera que tienen leyes “inadecuadas” de propiedad intelectual; estos países pueden estar sujetos a sanciones. Además, el informe contiene una "lista de vigilancia prioritaria" y una "lista de vigilancia", que contiene los países cuyos regímenes de propiedad intelectual se consideren de interés.

México permanece en la lista de vigilancia en 2015, lo cual quiere decir que este año se seguirán evaluando las medidas tomadas y los avances para combatir la violación a derechos de propiedad intelectual y pueden llegar a aplicar sanciones si las inversiones y derechos de empresas de Estados Unidos se ven afectados.

El informe considera que en nuestro país existen avances positivos destacando los decomisos de productos piratas y falsificados, así como de materiales y implementos utilizados para su producción en Tepito, en el Distrito Federal y el Mercado Libertad o San Juan de Dios en Guadalajara, Jalisco. Estos sitios ya habían sido destacados en 2013 por las autoridades norteamericanas.

Sin embargo, subraya el reporte, “persisten serias preocupaciones, particularmente con respecto a la amplia disponibilidad de productos piratas y falsificados en México y el aumento de la piratería en Internet que se facilitó, en parte, por una mayor penetración de banda ancha".

Las autoridades estadounidenses afirman que nuestro país “necesita mejorar la coordinación entre las autoridades federales y locales, dedicar recursos adicionales al combate a la violación de la propiedad intelectual, iniciar mayores procedimientos por la persecución de estas violaciones, e imponer sanciones disuasorias contra los infractores”.

Asimismo, se insta a nuestro país a “promulgar leyes para fortalecer el régimen de derechos de autor, incluso mediante la plena aplicación de los Tratados sobre Internet de la OMPI y proporcionar una mayor protección contra la grabación ilegal de películas en salas de cine”.

También en el informe se dice que “los Estados Unidos insta enérgicamente a México” para que se implemente nuevamente la política en la que el la Oficina del Abogado General de Estados Unidos y las autoridades mexicanas de aduanas detenían cargamentos en tránsito hacia los Estados Unidos y otros países de productos falsificados o pirateados, ya que ahora sólo se toman medidas cuando “hay evidencia de la ‘intención de obtener un beneficio comercial’ en territorio mexicano, lo cual es muy difícil de probar”.

Cabe destacar que aquellos países que han implementado las medidas sugeridas por las autoridades estadounidenses, aunque algunas de ellas no han sido aprobadas o han sido rechazadas en el propio Estados Unidos, han quedado fuera de estas listas, como es el caso de España.

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial con crédito a miabogadoenlinea.net