Los productores de la película Dallas Buyers Club, por la que Matthew McConaughey ganó el Oscar al Mejor Actor iniciaron acciones legales para conocer la identidad de las personas que han compartido esta película en la red y demandarlas. Esas acciones han alcanzado a Australia, uno de los países en donde más se consume piratería.

Los productores de la película manifestaron al juez, que identificaron aproximadamente 4,726 direcciones IP desde las cuales se compartió sin su autorización el film utilizando el programa BitTorrent, por lo que buscan conocer quiénes son los usuarios de esas direcciones IP ya que algunos de ellos son responsables de la descarga, o les proporcionarán información para identificar a los responsables.

Los datos que serán entregados incluye el nombre y dirección de los usuarios, pero estos deberán permanecer confidenciales por lo que  no podrán ser divulgados de ninguna forma.

Los Proveedores de Servicios de Internet se negaban a entregar esta información al considerar que se estaría violando la privacidad de los usuarios, que esta información no es definitiva para identificar a la persona que viola derechos de autor y que la información podría ser utilizada para acosar y extorsionar a los usuarios, como sucede en otros países.

Así ocurrió en Estados Unidos, donde los productores amenazaron a los usuarios con demandarlos por daños y perjuicios por hasta 150,000 dólares  a menos que se llegará a un arreglo extrajudicial por 7,000 dólares.

El juez ordenó que se entregue la información de los usuarios a los productores de Dallas Buyers Club, pero las cartas a enviarse  a los usuarios por presuntas violaciones a derechos de autor deberán ser aprobadas por el tribunal, a fin de evitar cualquier abuso o ilegalidad.

Los expertos consideran que es poco probable que las multas a los usuarios alcancen las escandalosas cifras que se presentan en Estados Unidos, además de que es una estrategia que se ha probado que no resuelve ni evita el problema de la piratería.

La decisión no es definitiva ya que aun puede ser apelada ante un tribunal superior.

Más información en smh.com.au

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial con crédito a miabogadoenlinea.net