El Partido Social Demócrata (PSD) al no haber obtenido mínimo un 2% de la votación nacional, está destinado a perder su registro como partido político.

La regulación de los partidos políticos y agrupaciones políticas en México está regulado en el Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales que establece los requisitos para obtener el registro de partido político como las causas por las que se pierde tal registro.

De esta manera para constituir un partido político la agrupación que lo busca debe elaborar sus estatutos conforme a la Constitución y leyes mexicanas, presentar un plan de acción y tener al menos 3,000 afiliados en por lo menos 20 estados de la República o 300 afiliados en al menos 200 distritos electorales uninominales.

Tanto los estatutos como el plan de acción y las listas de los afiliados, que deben contar con credencial para votar con fotografía y estar inscritos en el padrón electoral, se presentan ante el Instituto Federal Electoral (IFE).

Sin embargo, para que se otorgue el registro, la agrupación debe celebrar asambleas en mínimo los 20 estados o 200 distritos donde tenga representación y una asamblea nacional. A estas asambleas acudirá un representante del IFE para constatar la afiliación de los ciudadanos.

Una vez otorgado el registro este se pierde por no haber obtenido el 2% de la votación nacional en la elección ya sea de diputados, senadores o presidente, que es el caso del Partido Social Demócrata.

Pero como al constituirse el partido político se constituye una persona moral, al perderse el registro los representantes de ese partido quedan obligados a concluir los procedimientos de liquidación de su patrimonio y a cumplir con los requisitos de fiscalización al haber obtenido fondos públicos.

La ley también establece que los candidatos uninominales que ganaron en la elección celebrada tendrán que prestar la función para la cual fueron votados. Es decir, si algún candidato del PSD ganó algún distrito electoral, ese candidato será investido y cumplirá con sus funciones los tres años que dura la legislatura. Esto no aplica para candidatos plurinominales.

Así que el PSD entrará ahora en la penosa fase de liquidación, aunque nada obstaculiza a sus líderes a organizar un nuevo partido político, siempre que cumplan con los requisitos señalados en la ley.

www.miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net