Un error del poder legislativo  al reformarse la Ley del Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) en 2001, obliga al Servicio de Administración Tributaria (SAT) a devolver a Walmart de México 132.4 millones de pesos, que al ser actualizados conforme al Código Fiscal de la Federación y aplicando la tasa de interés legal del 9 por ciento anual, lleva este monto a casi 370 millones de pesos.

 

Cuando el Congreso de la Unión discutió y aprobó en 2001 la Ley de Ingresos para 2002, la Cámara de Diputados aprobó reformas a la ley del IEPS para aplicar a la enajenación o importación de bebidas con una graduación alcohólica de 20 G.L. una tasa del 45%.

 

Al pasar el texto aprobado por los diputados a la Cámara de Senadores la tasa se alteró a un 60% y así se presentó, discutió y aprobó en el pleno de los senadores, sin hacer referencia  a tal modificación.

 

Cuando la minuta de la ley de ingresos para 2001 regresó a la Cámara de Diputados para que se discutieran las modificaciones realizadas por el senado, que se referían principalmente a algunos artículos transitorios, la modificación de la tasa prevista en el artículo 2 de la ley del IEPS para bebidas alcohólicas de 20 G.L. al 60% pasó desapercibida y así se publicó en el Diario Oficial de la Federación el martes 1 de enero de 2002.

 

Walmart demandó la inconstitucionalidad de esta disposición, con el argumento de que corresponde en exclusiva a la Cámara de Diputados fungir como cámara de origen en materia de contribuciones o impuestos, en términos del inciso H, del artículo 72 de la Constitución mexicana.

 

La empresa ganó el amparo contra el pago de IEPS en la Suprema Corte de Justicia de la Nación en febrero de 2004, pero cuando solicitó al SAT la devolución, éste se negó a devolver el impuesto pagado a sus proveedores, argumentando que el amparo sólo se refería al impuesto que la cadena comercial trasladaba a sus clientes.

 

Pero el pasado 22 de agosto el Noveno Tribunal Colegiado en Materia Administrativa, en un fallo inapelable confirmó una sentencia previa del Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa estableciendo que "en la medida en que las cantidades solicitadas en devolución provienen del impuesto trasladado por sus proveedores, respecto al cual no tenía obligación de enterarlo al fisco, tenía el derecho de recuperarlo”.

 

El artículo 2 de la ley del IEPS volvió a sere modificado el 31 de diciembre de 2003, con lo que este error quedo salvado.

 

Ahora que de nueva cuenta se discutirá en el Congreso de la Unión la Ley de Ingresos para 2013, esperemos que no se cometan errores de este tipo.

 

 

Más información en reforma.com

 

www.miabogadoenlinea.net