La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia ha fallado en contra de Coca-Cola, en un proceso en donde la famosa refresquera pretendía evitar que otra persona o empresa registrara como marca tridimensional una botella similar a la suya, ello en un proceso de registro ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI).

 

 

Coca-Cola Company se amparó en contra del proceso que se llevaba ante el IMPI y alegaba que no se le estaba concediendo garantía de audiencia en el proceso de registro, lo cual desde su punto de vista es inconstitucional. Pero los ministros señalaron que esta garantía prevista en el artículo 14 constitucional, opera cuando se pretende privar del ejercicio de algún derecho a la persona y este no es el caso ya que el registro de marca no implica la pérdida de ningún derecho. 

Así que ahora Coca-Cola tendrá que iniciar el procedimiento de declaración administrativa de nulidad para que se anule el registro de esa botella por ser idéntico o similar en grado de confusión a la suya, procedimiento que deberá efectuar ante la autoridad correspondiente que en este caso es el propio IMPI.

 

Fuente Exonline

 
miabogadoenlinea.net