En la sesión del día 20 de julio, el Comité Técnico del Instituto Mexicano del Seguro Social decidió que hasta en tanto no se publique el criterio de jurisprudencia que señala que conforme al artículo 33 de la Ley del Seguro Social anterior, el tope máximo de las pensiones son 10 veces el salario mínimo, no entrarán al análisis del tema, por lo que el IMSS no disminuirá el íimite que está aplicando a las pensiones que actualmente son de 25 salarios mínimos generales vigentes.

 

La Jurisprudencia de la Corte sobre las pensiones, que tanto ha sido criticada, nace por una contradicción de tesis entre dos tribunales colegiados de circuito: el Décimo Tercer Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Primer Circuito y el Décimo Segundo Tribunal Colegiado en Materia del Trabajo del Primer Circuito.

 

En el caso del Décimo Tercer Tribunal, al resolver el juicio de amparo directo número D.T. 50/2010, concluyó que en el pago de pensiones no es posible aplicar el límite de diez veces el salario mínimo general vigente en el Distrito Federal a que se refiere artículo 33 de la Ley del Seguro Social anterior (la cual dejó de tener vigencia el 30 de junio de 1997), ya que ese tope se refiere al máximo de cotizaciones con que se puede registrar a los asegurados, además de que debe respetarse al momento de cubrirse la pensión, las cotizaciones con las que estuvieron inscritos, cuyo límite actual es de veinticinco salarios mínimos.

 

Por su parte el Décimo Segundo Tribunal resolvió en el amparo  directo número D.T. 482/2008 que conforme a lo dispuesto por el artículo 33 de la ley anterior, el límite para establecer el pago de los seguros de vejez será el equivalente a diez veces el salario mínimo general vigente en el Distrito Federal, cuando el salario promedio de las últimas doscientas cincuenta semanas de cotización exceda de dicho importe.

 

Así un tribunal señalaba que no era aplicable a las pensiones el limite  de 10 veces y otro indicaba que sí.

 

Al analizar las contradicciones de tesis, la Suprema Corte ópto por el criterio del Décimo Segundo Tribunal, señalando que este es el que debe prevalecer para interpretar la ley. No reformó o modificó la Ley, ni está dando origen a una nueva disposición como han señalado algunos medios, sólo se está interpretando la ley existente.

 

Este criterio es obligatorio para los Tribunales, lo que implica que cuando exista una controversia sobre la materia, deberán seguir los razonamientos establecidos en la tesis.

 

Adoptar este criterio podría implicar para el IMSS el tener que devolver los excedentes pagados por los trabajadores durante el tiempo que cotizaron a valores actualizados, con el daño económico que esto implica.

 

Cabe destacar que el artículo 33 motivo de la controversia establece que: “Los asegurados se inscribirán con el salario base de cotización que perciban en el momento de su afiliación… Tratándose de seguros de invalidez, vejez, cesantía en edad avanzada y muerte, el límite superior será el equivalente a 10 veces el salario mínimo general vigente en el Distrito Federal.”   

 

Esta disposición fue establecida por el Congreso de la Unión en 1993, por lo que los partidos políticos también deben asumir su responsabilidad en este asunto, así como el propio IMSS, que dio origen a los juicios de amparo al limitar las pensiones a 10 veces el salario mínimo.

 

www.miabogadoenlinea.net