Bosque con río

Segunda sala de la SCJN amplía a siete años el plazo de posesionarios de tierras ejidales para promover amparo

En sesión del 31 de enero de 2024, la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, SCJN, amplió a los posesionarios de núcleos de población ejidal o comunal, la inclusión en el plazo de siete años para promover juicio de amparo contra actos de afectación a su propiedad.

La fracción III del artículo 17 de la Ley de Amparo concede este amplio plazo para promover un amparo a los núcleos de población ejidal o comunal. Sin embargo, tomando en consideración que se trata de un derecho social, la Corte ha extendido la protección del amparo en materia agraria, para abarcar no solo a los sujetos colectivos del derecho agrario, sino también a los ejidatarios y comuneros en lo individual, incluyendo ahora a los posesionarios. Esto en contra de actos que puedan tener por efecto privar total o parcialmente, en forma temporal o definitiva, de la propiedad, posesión o disfrute de sus derechos.

La citada fracción señala:

“Artículo 17. El plazo para presentar la demanda de amparo es de quince días, salvo:

“III. Cuando el amparo se promueva contra actos que tengan o puedan tener por efecto privar total o parcialmente, en forma temporal o definitiva, de la propiedad, posesión o disfrute de sus derechos agrarios a los núcleos de población ejidal o comunal, en que será de siete años, contados a partir de que, de manera indubitable, la autoridad responsable notifique el acto a los grupos agrarios mencionados en que será de siete años, contados a partir de que, de manera indubitable, la autoridad responsable notifique el acto a los grupos agrarios mencionados”.

La razón por la cual esta protección se ha ampliado de los colectivos a los individuos, es porque se encuentran regulados y protegidos por el mismo espectro normativo en el que evolutivamente se ha ubicado a todos los sujetos del derecho agrario, según se lee en el comunicado publicado por la SCJN el 1 de febrero de 2024.

Los posesionarios son quienes tienen tenencia de tierras ejidales, pero no tienen la calidad de ejidatarios. Sus derechos de posesión deben ser reconocidos por la Asamblea del ejido en cuestión, que es el órgano supremo del ejido y en la que participan todos los ejidatarios. Esta facultad está reconocida en la fracción VIII del artículo 23 de la Ley Agraria.

La decisión se tomó resolviendo una contradicción de criterios entre los tribunales colegiados Quinto en Materia Administrativa del Tercer Circuito y Segundo del Vigésimo Cuarto Circuito. Esta decisión, tomada por unanimidad de votos de ministras y ministros de la Segunda Sala, tiene carácter de jurisprudencia y está en espera de ser publicada en el Semanario Judicial de la Federación.

Más información scjn.gob.mx

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial vinculando y citando www.miabogadoenlinea.net

Pin It