Perro pomerano caminando

Vinculando el derecho a un medio ambiente sano y el fenómeno de la violencia, se presentó en el Senado la iniciativa de Ley General de Bienestar Animal

La senadora Rocío Adriana Abreu Artiñano, presentó la semana pasada una iniciativa de Ley General de Bienestar Animal, elaborada con apoyo de la organización Animal Heroes, que pretende no solo dictar los lineamientos generales sobre el bienestar animal en todo el país, sino introducir innovadores conceptos y procesos tendientes a cambiar la percepción general de los animales como cosas, a la de seres sintientes.

El documento se fundamenta en el derecho humano a un medio ambiente sano, señalando que “los animales que habitan en el planeta son parte intrínseca del medio ambiente del ser humano”, razón por la cual en México, desde hace 28 años, se han dictado leyes para procurar el derecho humano a un medioambiente sano, incluyendo la regulación y la garantía de la protección y bienestar de los animales silvestres y de consumo.

Por lo que se refiere al maltrato de los animales, salvo Chiapas, todos los estados incluyen en sus códigos penales protección a los animales mediante la imposición de multas y sanciones al maltrato, y solo Oaxaca no cuenta con una Ley de Protección Animal.

Partiendo del análisis de varios estudios que vinculan el maltrato animal con la violencia, incluida la violencia familiar y a las mujeres, la iniciativa presentada fundamenta la importancia de contar con una ley general de bienestar animal, que dicte las directrices generales del tratamiento a los animales, no nada más a los de compañía, sino también a los de trabajo, los utilizados para la experimentación educativa y los animales de exhibición, espectáculo y en cautiverio.

Si bien cada una de la clasificación anterior contiene aspectos específicos, en este artículo procuraré ceñirme a las cuestiones generales.

La iniciativa parte, como lo señalé al inicio, por cambiar conceptos. Así, no se habla de mascotas, sino de animales de compañía, ni de dueños o propietarios, sino de tutores. Estos cambios, se explica, intentan “cambiar en la ‘psique’ de las personas, la idea de que los animales son cosas y pueden ser tratados como tal, se intenta crear una revolución mental a través del cambio de conceptos antropocéntricos a conceptos respetuosos hacia los animales; en el caso específico de ‘tutor’ se hace la aclaración que no se intenta cambiar el concepto jurídico tradicional, utilizado en el derecho civil, sino que se pretende que las personas, propietarias o poseedoras de un animal de compañía sean responsables de un ser vivo, por lo que en la definición de tutor, para efectos de ésta (sic) ley, será el propietario o poseedor de un animal de compañía”.

Además, se incluyen los conceptos de maltrato, crueldad y bienestar animal.

Maltrato, entendiendo que puede ser en forma directa cuando es intencional y se lleva a cabo por conductas agresivas y violentas como la tortura o la mutilación, actos que, en casos extremos, pueden provocar la muerte del animal. El maltrato indirecto comprende los actos negligentes respecto a los cuidados básicos que el animal necesita, como provisión de alimentos, de refugio y de una atención veterinaria adecuada, no siendo un caso extraño el abandono.

Crueldad Animal, generalmente, es definido como la voluntad de causar un dolor o sufrimiento, y en algunas circunstancias, el beneficio de un cierto placer relacionado con el logro del hecho cruel de la violencia ejercida en contra de los animales, que implique la mutilación que ponga en peligro la vida, tortura, envenenamiento, tormentos, privación habitual o continua de sustento necesario, o dar muerte por métodos no previstos en la ley que se propone.

Bienestar animal es el estado físico y mental de un animal en relación con las condiciones en las que vive y muere, que se determinan al evaluar cinco dominios que son:

Dominio 1: sed/hambre/ desnutrición.

Dominio 2: desafío medioambiental.

Dominio 3: enfermedad/lesión/deterioro funcional.

Dominio 4: restricción de comportamiento/de interactividad.

Dominio 5: ansiedad/miedo/dolor/angustia.

La propuesta de ley plantea temas interesantes como la creación de un registro de animales de compañía con sus historias clínicas, al que tendrán acceso todos los médicos veterinarios y será administrado por la Secretaría de Ganadería, Agricultura y Pesca.

También propone que se prohíba el uso de animales en la educación universitaria, exponiendo que existen muchas otras alternativas pedagógicas para alcanzar los fines educativos; la esterilización obligatoria, salvo excepciones de los animales de compañía, y una mejor regulación de los lugares de exhibición de animales, como los zoológicos.

Este enlace lleva al texto de la iniciativa que en la Exposición de Motivos tiene cifras y datos interesantes que procuran convencer al más escéptico de la necesidad de procurar el bienestar animal.

Más información senado.gob.mx

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial, citando y vinculando a miabogadoenlinea.net

Pin It