Al discutir la acción de inconstitucionalidad promovida por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en contra de la Ley Orgánica de la Procuraduría General de la República, aquella recibió un nuevo golpe al validarse estos cambios.

Así, el pleno de la Corte avaló el artículo 5, fracción 5, inciso c, de la citada ley, el cual señala que la Procuraduría deberá  “Velar por el respeto de las garantías individuales y los derechos humanos en la esfera de su competencia (debiendo) proporcionar información a la Comisión Nacional de Derechos Humanos cuando la solicite en ejercicio de sus funciones, siempre que no ponga en riesgo investigaciones en curso o la seguridad de personas”.

La Comisión argumentó que el limitar sus atribuciones equivale a restringir los derechos humanos de los gobernados y todas y cada una de las garantías individuales, ya que la disposición le impide desarrollar su función y defender a los particulares.

La mayoría aprobó la disposición, ya que consideran que la PGR tiene que guardar el sigilo sobre las investigaciones que realiza, ya que los propios delincuentes que investiga la Procuraduría pueden promover quejas ante la CNDH para obtener información de sus casos.

Sin embargo, los cuatros ministros que votaron en contra consideran que se deja a la discreción de la Procuraduría la información que debe entregar a la CNDH, sin importar que puedan existir posibles violaciones a los derechos humanos de parte de los funcionarios públicos, lo que impide la función protectora del organismo.

Fuente: Milenio

www.miabogadoenlinea.net