Smartphone

 

Yosselin H. fue denunciada por el delito de pornografía infantil por haber recibido, reproducido y almacenado un video con ese tipo de contenido

La acusación en contra de la YouTuber se origina por un video que publicó el 22 de agosto de 2018, en el que comentó una pelea que sostienen un grupo de adolescentes en la calle, en un intento por reprobar esos hechos.

En el video Yosselin H. hace fuerte críticas a la víctima y afirma haber hecho contacto con una de las jóvenes implicadas, que le envió una serie de pruebas en contra de la víctima, que incluyen un video que puede considerarse pornografía infantil porque la víctima tenía 16 años cuando ese video se filmó.

La víctima señala que después de la publicación de la YouTuber, fue agredida, insultada y amenazada a través de sus redes sociales, incluyendo amenazas de muerte y abuso sexual.

En mayo de 2020 el asunto revivió porque la víctima publicó un video en la red social TikTok, como reacción al video de la YouTuber, en la que señala que era menor de edad cuando se grabó el video en el que es violada, pero la reacción de Hoffman fue confrontar a la víctima y señalar que mentía.

En qué terminará la acusación en contra de Yosselin H. y la acusación en contra de cuatro jóvenes por presunta violación no lo sabemos, pero es importante destacar la acusación en contra de la YouTuber por pornografía infantil.

El artículo 187 del Código Penal de la Ciudad de México se establece “Al que procure, promueva, obligue, publicite, gestione, facilite o induzca, por cualquier medio, a una persona menor de dieciocho años de edad o persona que no tenga la capacidad de comprender el significado del hecho o de persona que no tiene capacidad de resistir la conducta, a realizar actos sexuales o de exhibicionismo corporal con fines lascivos o sexuales, reales o simulados, con el objeto de video grabarlos, audio grabarlos, fotografiarlos, filmarlos, exhibirlos o describirlos a través de anuncios impresos, sistemas de cómputo, electrónicos o sucedáneos; se le impondrá de siete a catorce años de prisión y de dos mil quinientos a cinco mil días multa, así como el decomiso de los objetos, instrumentos y productos del delito, incluyendo la destrucción de los materiales mencionados.

Si se hiciere uso de violencia física o moral o psicoemocional, o se aproveche de la ignorancia, extrema pobreza o cualquier otra circunstancia que disminuya o elimine la voluntad de la víctima para resistirse, la pena prevista en el párrafo anterior se aumentará en una mitad.

“Al que fije, imprima, video grabe, audio grabe, fotografíe, filme o describa actos de exhibicionismo corporal o lascivos o sexuales, reales o simulados, en que participe una persona menor de dieciocho años de edad o persona que no tenga la capacidad de comprender el significado del hecho o de persona que no tiene capacidad de resistir la conducta, se le impondrá la pena de siete a doce años de prisión y de mil a dos mil días multa, así como el decomiso y destrucción de los objetos, instrumentos y productos del delito.

“Se impondrán las mismas sanciones a quien financie, elabore, reproduzca, almacene, distribuya, comercialice, arriende, exponga, publicite, difunda, adquiera, intercambie o comparta por cualquier medio el material a que se refieren las conductas anteriores”.

Así mismo, el artículo 188 señala “Al que almacene, adquiera o arriende para sí o para un tercero, el material a que se refiere el artículo anterior, sin fines de comercialización o distribución, se le impondrán de uno a cinco años de prisión y de cien a quinientos días multa”.

Como vemos, estos artículos (con equivalentes en los diferentes estados) castigan prácticamente a todos los que participan en la actividad de pornografía de menores: el que alienta, el que graba, el que comparte y el que almacena. Además, en el artículo no se hace distinción si los responsables son menores de edad, también son considerados responsables del delito de pornografía.

En el caso de Yosselin H. se le señala como presunta responsable del delito de pornografía, por haber recibido -que en la denuncia tácitamente se equipara a adquirir-, reproducido y almacenado el video, situaciones que ella reconoce en el video publicado en YouTube, aunque deberán de ser probadas.

Este caso debe poner sobre aviso a todos en general, especialmente a los jóvenes para quienes compartir videos y fotografías es de lo más normal, especialmente con modas como el sexting o los pack: si por alguna razón tienes algún video o imagen de un o una menor en situaciones sexuales, estás cometiendo un delito que puede costarte tu libertad.

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Pin It