Máquinas tragamonedas

 

La Primera Sala de SCJN declaró inconstitucional un artículo de la Ley Federal de Juegos y Sorteos por su falta de claridad

Los ministros de la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al resolver un amparo en revisión, declararon la inconstitucionalidad del artículo 12, fracción II, de la Ley Federal de Juegos y Sorteos en relación con el artículo 12 de su Reglamento al no establecer de manera precisa las conductas que deben ser sancionadas, violando el principio de legalidad en materia penal.

En el caso, en el 2017 la entonces Procuraduría General de la República (PGR) cateó un local en Puebla donde fueron aseguradas 19 máquinas tragamonedas que no contaban con autorización de la Secretaría de Gobernación (SEGOB).

El responsable del local fue acusado de cometer la conducta prevista en el artículo impugnado, que castiga con hasta tres años de cárcel a "dueños, organizadores, gerentes o administradores de casa o local, abierto o cerrado, en que se efectúen juegos prohibidos o con apuestas, sin autorización de la Secretaría de Gobernación, así como a los que participen en la empresa en cualquier forma".

Esto en relación con el Reglamento de la Ley que establece en su artículo 12 que “Quedan prohibidas las máquinas tragamonedas en cualquiera de sus modalidades. Se entiende por máquina tragamonedas todo dispositivo, a través del cual el usuario, sujeto a la destreza, realiza una apuesta, mediante la inserción de dinero, ficha, dispositivo electrónico o cualquier objeto de pago, con la finalidad de obtener un premio no determinado de antemano”.

En la sentencia, la SCJN señala que los dos primeros artículos de la Ley mencionan cuáles juegos están permitidos lo que deriva en que para acusar a alguien de algún delito en la materia, las autoridades deben acudir al reglamento emitido por el ejecutivo federal para saber cuáles son los “juegos de azar y juegos con apuestas” que están prohibidos, lo cual es contrario el principio de reserva de ley.

De este modo, la Ley en sentido formal y material no describe de manera clara, precisa y exacta, cuál es la acción sancionable, incluyendo todos sus elementos característicos, condiciones, términos y plazos, como lo exige la jurisprudencia del Alto Tribunal.

Esto supone dejar en manos del ejecutivo federal determinar qué conductas son delitos, siendo está una facultad exclusiva del Poder Legislativo.

"Los artículos (de la Ley) no establecen con la precisión suficiente exigida por el principio de taxatividad, las actividades prohibidas que ameritan una sanción penal", señala el proyecto aprobado por los ministros.

La SCJN también consideró inconstitucional el artículo 12 del Reglamento de la Ley, el cual especifica que las máquinas tragamonedas, en cualquiera de sus modalidades, están prohibidas, porque indirectamente está modificando y precisando la composición de uno de los elementos del tipo penal, con lo que también se invaden las facultades del Poder Legislativo.

Con este argumento los ministros de la Primera Sala invalidaron el proceso penal en contra del quejoso. Aunque la declaratoria de inconstitucionalidad no tiene efectos generales, otras personas pueden citar la resolución emitida hoy como precedente para futuros amparos.

Más información scjn.gob.mx

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Pin It