Mientras que se prepara para este fin de semana el estreno de la película infantil “Nikté”, en el Instituto Nacional de Derechos de Autor (INDAUTOR) y el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI) se sostienen sendas controversias para determinar la paternidad del personaje entre Rolando Tamayo Rodríguez y Eduardo Jiménez, director general de Animex, empresa productora de la película.

Tamayo asegura que Producciones de Animación y Multimedia, S.A de C.V. (ANIMEX) y Nahuala Producciones Cinematográficas, S DE RL DE CV, invaden las reservas de derechos sobre sus personajes Nikté, Kan y Kin, ya que los personajes de la película coinciden en nombre y características psicológicas con los que él creó. 


Por su parte, el director general de Animex, Eduardo Jiménez, señala que su obra “está en registro” en el INDAUTOR y el IMPI, destacando que en una junta de de avenencia que tuvieron en el INDAUTOR se compararon las características físicas de los personajes y estas no coincidieron, ya que para Tamayo Nikté es una orquídea y Kan una víbora, mientras que en la película tienen aspecto humano.

La presentación de los personajes de Animex al publicó en general es en la película. Los personajes de Tamayo por su parte aparecieron en 2006 en una línea de shampoo de Grupo Grisi y  a partir de 2007 aparecen en una colección de la editorial Selector.

El IMPI reunirá a las partes en los primeros días de enero del 2010.

Fuente: www.e-consulta.com

www.miabogadoenlinea.net