Imprimir
Logo del TLC

La industria del entretenimiento quiere que en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLC) se fortalezca la protección a los derechos de autor, con algunas medidas que ni siquiera están permitidas en los Estados Unidos.

La Motion Picture Association of America (MPAA, Asociación Cinematográfica de América, en inglés abreviado MPAA) y la Recording Industry Association of America (Asociación de la Industria Discográfica de América, en inglés abreviado RIAA) presentaron a la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (Office of the United States Trade Representative) sus recomendaciones para “modernizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Las demandas son diversas pero principalmente quieren que no sólo sean responsables por las violaciones a derechos de autor los infractores directos, sino también los sitios y los Proveedores de Servicios de Internet (ISP).

Por ejemplo, en Estados Unidos sitios como YouTube o Dailymotion, están protegidos por la Digital Millennium Copyright Act, (Ley de Derechos de Autor del Milenio Digital, en inglés abreviado DMCA) por la actividad que realizan los usuarios, pero la RIAA y MPAA pretenden que esa protección no se aplique en Canadá o México. En Estados Unidos, los titulares de derechos de autor deben acudir a los tribunales si consideran que un sitio no cumple con los requisitos para las excepciones previstas en la DMCA.

“Hoy, los usuarios publican en los servicios de contenido en línea, que han desarrollado sofisticadas plataformas de música bajo demanda, utilizan (las disposiciones de la DMCA) para evitar obtener licencias en términos justos como otros servicios digitales, y protegerse diciendo que no son legalmente responsables por la música que distribuyen en sus sitios. Servicios como Apple Music, TIDAL, Amazon y Spotify están obligados a competir con esos servicios” dice la RIAA.

La RIAA también pretende que lo que se conoce como violaciones secundarias o subsidiarias a derechos de autor también sean sancionadas en México, aunque en Estados Unidos esas violaciones secundarias no están reconocidas en la ley.

También pretenden que las descargas de archivos violatorios de derechos de autor sean sancionadas, así como el vincular a esos archivos.

Para la MPAA, las excepciones previstas en la DMCA también se han percibido como un problema y sugieren que en el TLCAN, Canadá y México sean obligados a ser más estrictos con los sitios de Internet que violan derechos de autor.

Así, pretenden que todos los relacionados con una supuesta violación de derechos de autor sean sancionados: el que filma, el que sube a Internet, el que vincula, el que descarga. También proponen que se elimine la disposición que establece que para que estas actividades sean delito, deben realizarse con un ánimo de lucro, ya que el daño por violar derechos de autor tiene “alcances comerciales”, como son los intercambios P2P (peer to peer, puerto a puerto, como los archivos torrent)

Un tema que preocupa mucho a la MPAA es la filmación de películas dentro de los cines, que terminan en los círculos de piratería. Ellos afirman que al menos en 2016 se ha localizado que 85 películas pirata fueron filmadas dentro de un cine en nuestro país, por lo que consideran que esa actividad debe ser criminalizada.

También buscan que se incluya en el TLCAN que se puedan bloquear los sitios de Internet (medida que ya fue declarada inconstitucional por la Suprema Corte de Justicia de la Nación) o que los ISP entreguen información a los titulares de derechos de autor sobre los usuarios o supervisen su actividad en la red, lo cual la legislación mexicana también prohíbe, y que en Estados Unidos tampoco pueden hacer porque requieren la intervención del poder judicial.

Como usuarios de Internet debemos estar atentos que las previsiones del TLCAN no terminen violando nuestros derechos.

Por cierto, los norteamericanos también quieren someter al TLCAN la legislación en materia de trabajo.

Más información torrentfreak.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total, con crédito a miabogadoenlinea.net