A consecuencia de las inundaciones que se presentaron el 6 de septiembre en Valle Dorado, Estado de México, al reventarse el llamado emisor poniente, los afectados han presentado ante la Procuraduría de Justicia del Estado de México más de tres mil denuncias penales contra quien resulte responsable por los daños causados a las casas y demás bienes.
 

Los denunciantes están pidiendo la reparación del daño, a fin de que les sean repuestos los bienes que perdieron.

 

En general, señalan como responsable  a la Comisión Nacional del Agua, ya que alegan que esta tenía conocimiento de los daños que las instalaciones presentaban, y que el propio director general reconoció, al manifestar que desde hace cuarenta años no se daba mantenimiento a esa red.

Por otra parte, la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) informó que  se pagarán alrededor de 200 millones de pesos por los daños causados por las inundaciones a 3,289 vehículos, ya que cualquier tipo de seguro, aun el más sencillo cubre el sinisestro por inundación.

En cuanto a los daños a las viviendas sólo se tienen registrados hasta el momento 289 casos asegurados, pero la cifra podría aumentar.

 

Fuente: La Jornada y El Universal

www.miabogadoenlinea.net