El diputado Mijaíl Degtiariov, miembro del Partido Liberal-Demócrata de Rusia (LDPR, por sus siglas en ruso), ha propuesto al Ministro de Industria y Comercio, Denis Manturov, que promueva ante la Organización Mundial de Comercio y los tribunales internacionales establecer como denominación de origen exclusivamente de Rusia el “Vodka”, a fin de que solo pueda ser producido por destilerías de ese país.

Según el legislador, el derecho a utilizar la denominación corresponde sólo a Rusia al ser el país donde apareció por primera vez esta palabra, así como la tecnología moderna utilizada para fabricarlo.

Degtiariov afirma en su carta que la “denominación 'vodka' ha sido atribuida a Rusia por docenas de expertos independientes y, en la década de 1970, el Tribunal de Arbitraje Internacional confirmó que nuestros derechos son válidos", explicó Degtiariov en una carta al ministro de Comercio e Industria de Rusia.

El origen del Vodka ha sido objeto de controversia, como lo señala el propio Degtiariov. En 1978, Polonia intentó establecer como denominación de origne exclusiva de Polonia el vodka, pero después de cuatro años y con la ayuda del historiador soviético y chef, William Pokhlebkin, la Unión Soviética fue capaz de demostrar que en Polonia la bebida alcohólica con la denominación "vodka" comenzó a ser producido a principios del siglo XVI, mientras que en Rusia se empezó a producir en la primera mitad del siglo XV.

En 2006, en Europa también estalló la denominada “guerra del vodka” en el marco de las discusiones del Reglamento No 110/2008 del Parlamento Europeo y del Consejo del 15 de enero de 2008, relativo a la definición, designación, presentación, etiquetado y protección de la indicación geográfica de bebidas espirituosas.

En estas discusiones se enfrentaron los distintos países europeos productores de vodka, para finalmente definirse que será llamado "vodka" aquella bebida producida a partir de papa, cereales, o ambos. El vodka producido de remolacha, cítricos y otros productos agrícolas como la uva, deberán llevar  la indicación “producido a base de”, más el nombre de la o las materias primas.

Hoy en día, en muchos países se produce vodka: Polonia (Wyborowa, entre otros), Suecia (Absolut), Finlandia (Finlandia Vodka) Reino Unido (Smirnoff). Productos llamados vodka, también se produce en Austria, Estonia, Francia (Vodka Mariette), Alemania (Vodka Rachmaninoff y Gorbatschow), Italia (AVK Vodka), Países Bajos (rosa Vodka), Turquía (Lokka Vodka), entre otros países.

Esta no es la primera vez que el tema del vodka se toca en Rusia. En 2013 el presidente del Centro de Investigaciones del Mercado Federal y Regional del alcohol, Vadím Drobiz, propuso proteger y diferenciar la denominación vodka ruso, como una denominación de origen similar al whisky escocés, al champagne francés o al tequila en México.

De tener Rusia los derechos de exclusividad sobre la denominación vodka, podrían reportar enormes beneficios a ese país, pues las ventas mundiales de esta bebida en los últimos años alcanzaron los 50.000 millones de dólares.

Más información en  Izvestia.ru

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial con crédito a miabogadoenlinea.net