Imprimir
Categoría: El Derecho y la Actualidad
Visto: 1090
powered by social2s

La empresa Procter and Gamble deberá pagar en el Reino Unido varios millones de dólares tras perder una apelación ante la Corte de Apelaciones por no pagar impuestos de las papas Pringles.

 

El impuesto en cuestión es del valor agregado (llamado Value Added Tax, VAT) y tras un largo juicio esta semana se determinó que dicha botana no está exenta del pago de este impuesto.

 

La regla general es que los alimentos estén exentos del pago del impuesto, con algunas excepciones como las tostadas de papa, mejor conocidas como papas.

Un Tribunal Superior se había pronunciado antes a favor de P&G frente a la demanda del servicio de ingresos del erario, fundamentando su sentencia en el hecho de que las Pringles tenían menos del 50% de contenido de papa y una forma que no es natural por lo que no se podía catalogar como “papas”, tal como lo argumentó la defensa que dijo que el snack parece más un pastelillo porque está hecho de masa, empaquetado en un tubo y con un color, forma y sabor que no es natural a las papas.

 

La Corte de Apelaciones, sin embargo, opinó lo contrario y dijo que al contener el 42% de papa era suficiente para ser considerada que la materia prima era la papa y por tanto se trataba de una tostadita de papa y por ello debía pagar a la Corona lo que se debía del impuesto.

 

P&G manifestó que durante el proceso de apelación había pagado los impuestos correspondientes por lo que no debe pagar retroactivamente.

 

Tal vez también se les pueda demandar por el etiquetado para que no llamen a las Pringles “papas”. Total, ya P&G dio argumentos más que suficientes para demostrar que las “papas” casi no tienen papa.

 

Fuente BBC News
www.miabogadoenlinea.net
powered by social2s