La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, American Civil Liberties Union) ha demandado al gobierno del estado de California en Estados Unidos y a los trabajadores de la educación por no enseñar en forma adecuada a más de 20,000 estudiantes el idioma inglés.

 

Según ACLU en los registros escolares consta que las escuelas no están ofreciendo clases de inglés a estudiantes cuya lengua materna es otra, a pesar de que la legislación federal y estatal les obliga a enseñar el idioma a aquellos estudiantes que no lo hablan.

 

La demanda describe los esfuerzos de tres familias con hijos de habla hispana que asisten al Distrito Escolar de Compton Unified y un estudiante de 18 años del Distrito Escolar de Grossmont Union High.

 

En estos casos las autoridades escolares habían identificado que estos estudiantes estaban en proceso de aprendizaje del idioma inglés, pero sin previo aviso fueron retirados de las clases y en consecuencia sus notas cayeron dramáticamente al no entender las instrucciones que recibían en clase.

 

Incluso en algunos casos los estudiantes fueron reprobados como consecuencia de esta medida.

 

La demanda pretende que el tribunal ordene a los distritos escolares a proporcionar a todos los estudiantes que así lo requieran, clases de inglés, además del pago de los gastos legales de esta acción judicial y la indemnización que el tribunal considere razonable.

 

 

Más información en usatoday.com