Las autoridades australianas están investigando si una empresa tabacalera, la más grande del país, está violando las leyes anti tabaco que disponen que las cajetillas de cigarros no contengan colores, imágenes, logos corporativos ni marcas de empresas.

 

Lo anterior porque la empresa Tobacco Station Group, con más de 300 tiendas en Australia, regala a sus clientes una cubiertas para la cajetilla con los colores corporativos y la dirección de la página web de la empresa.

 

Australia es el primer país en implementar una ley que dispone que las cajetillas no contngan información corporativa. En su lugar todas las cajetillas de cigarros llevan enormes advertencias sobre los riesgos de fumar acompañadas de impactantes imágenes sobre los daños a la salud. La marca del cigarro está impresa en la parte baja de la cajetilla, con el tamaño e imagen dispuesto en la ley y que es igual para todas las marcas.

 

Esta ley, que sigue siendo ampliamente combatida en tribunales internacionales, inició su vigencia el pasado 1° de diciembre, fecha a partir de la cual los estantes de las tiendas solo muestran cajetillas de cigarros de las que no se distingue la marca.

 

La Tobacco Station Group ha optado por regalar unas fundas de cajetilla a quienes compren su marca de cigarros a fin de tapar las imágenes y advertencias impresas en la caja y esos regalos son los que ahora se investigan pues las leyes federales y estatales prohíben que se haga promoción de cualquier producto derivado del tabaco lo que incluye la prohibición de de ofrecer premios o regalos promocionales. La ley también prohíbe que las empresas vendan sus cajetillas con fundas que tapen las advertencias aunque no hay prohibición si esas fundas se venden por separado y no contienen información corporativa.

 

Mientras las autoridades analizan si estas fundas violan la ley sobre las cajetillas de cigarros, uno de los diseñadores de las mismas declaró a los medios que las mismas no tienen por objeto evitar que se vean las advertencias sobre los riesgos de fumar, sino proteger a los no fumadores de las impactantes imágenes que muestran los empaques.

 

No es el primer intento que se hace por ocultar estas advertencias. Tras entrar en vigencia la ley una empresa de calcomanías empezó a distribuir calcomanías para envolver las cajetillas con la leyenda “Es tu cajetilla, es tu decisión”, y varias imágenes entre ellas la bandera de Australia. En ese caso el Departamento de Salud federal estableció que no se violaban las disposiciones de la ley.

 

 

Más información The Sidney Morning Herald

 

www.miabogadoenlinea.net