Grupos ecologistas de Zimbabwe, como el grupo Zimbabwe Consevation Taskforce, ZCT, han denunciado un incremento en las exportaciones de elefantes jóvenes hacia países como China.

 

De acuerdo con el ZCT, un grupo de elefantes muy jóvenes fue transportado por carretera en un trayecto de 12 horas de duración hasta el aeropuerto de Harare, la capital, en donde fueron embarcados en un avión con destino a Dubái y de ahí a Beijing.

 

Denuncian que hay otro grupo de 14 elefantes que serán exportados en enero hacia China para ser reubicados en dos parques zoológicos.

 

El grupo denuncia que estas exportaciones son acciones de crueldad hacia los animales por el largo trayecto que tienen que recorrer y porque son separados de sus madres a una edad temprana lo que pone en riesgo también a la especie en el país y en las reservas ecológicas como la de Hwange.

 

Por su parte, la Autoridad en Materia de Parques y Vida Salvaje de Zimbabwe confirmó la exportación de cuatro elefantes a China, pero sostuvo que el movimiento se había realizado conforme a las disposiciones de la Convención Internacional de Comercio de Especies Amenazadas y que se autorizó la exportación una vez que un veterinario certificado por el estado confirmó que la situación de los animales era buena y que su lugar de recepción cumplía con la normativa.

 

Además se confirmó que existen órdenes para exportar más elefantes a la República Democrática del Congo, Estados Unidos, Ucrania y Francia.

 

Zimbabwe está enfrentando un serio problema de caza ilegal de elefantes por lo que la exportación legal de estos animales es un tema que ha sido denunciado por los grupos conservacionistas pues señalan que se trata de un movimiento que pese a la autorización gubernamental, pone en peligro a la especie.

 

Citan como ejemplo la exportación previa de tres elefantes a China como obsequio del presidente Robert Mugabe a las autoridades del país asiático por haber contribuido con su esposa para la construcción de una casa hogar para niños, o el regalo que envió hace dos años al fallecido líder de Corea del Norte, Kim Jong II, y señalan que estos animales fueron capturados en su entorno natural junto con cebras, jirafas y varias especies de antílopes.

 

 

Más información Africa Review

 

www.miabogadoenlinea.net

 

Pin It