Los conflictos por islas en disputa de Japón no solo son con Corea del Sur, sino también con China por las islas conocidas en Japón como Senkaku y en China como Diaoyu y que es un archipiélago de cinco islas y tres arrecifes.

 

Se trata de islas que son controladas actualmente por Japón y que pertenecen a la prefectura de Okinawa, aunque son reclamadas también por China y Taiwán.

 

A las islas llegaron la semana pasada manifestantes chinos, los cuales fueron detenidos por las autoridades japonesas y deportados y este lunes se hicieron presentes diez manifestantes japoneses que ondearon banderas japonesas lo que desató la molestia de los chinos quienes se manifestaron violentamente en varias ciudades chinas.

 

Los manifestantes japoneses fueron trasladados a la estación de policía de Yaeyama, otro grupo de islas que pertenecen a la prefectura de Okinawa, para ser interrogados y determinar si su estancia en las islas de alguna manera había violado la ley. De acuerdo con la policía dicho interrogatorio fue voluntario pero de encontrarse alguna falta sería la de haber arribado a las islas sin permiso gubernamental, una falta menor.

 

En enero pasado cuatro activistas, miembros de la asamblea de Okinawa, fueron  a las islas. También fueron interrogados por la policía pero no se fincó ninguna responsabilidad.

 

Frente a las violentas manifestaciones en China, las autoridades costeras japonesas han estado resguardando la zona y piden a los activistas japoneses que se abstengan de ir a las islas a fin de provocar mayores enfrentamientos.

 

 

Más información Japantoday.com

 

www.miabogadoenlinea.net

 

Pin It