Familiares de los 241 marines de los Estados Unidos que en 1983 fallecieron en Beirut, Líbano, por un ataque con bomba, presentaron el miércoles de esta semana una demanda contra el banco Standard Chartered y su filial en Nueva York.

 

La demanda es para hacer responsable a la institución financiera por haber conspirado con las autoridades iraníes en el ocultamiento de capital para pagar una compensación a que fueron condenados en 2007.

 

La compensación a que hace referencia la demanda interpuesta en una corte de distrito en Manhattan fue impuesta al gobierno de Irán por una corte federal de Washington D.C en 2007 por que no demostró no haber estado involucrado en el atentado que en Beirut resultó en la muerte de los marines.

 

De tal manera se condenó al gobierno de Irán a pagar a los familiares de las víctimas $2,600 millones de dólares, los cuales no fueron pagados.

 

La demanda señala que el banco se coludió con las autoridades iraníes para ocultar los activos de ese país, creando varios negocios para evitar el cumplimiento de la sentencia judicial y pagar la millonaria compensación.

 

Los familiares de los marines respaldan su acusación con el hecho de que la autoridad reguladora financiera de Nueva York anunció haber llegado a un acuerdo con el Standard Chartered Bank por $340 millones de dólares para poner fin a una investigación que se seguía a la institución financiera por lavado de dinero del gobierno iraní. Este acuerdo implica también que la filial del banco en Nueva York será supervisada durante dos años.

 

Sobre este acuerdo ejecutivos del banco negaron que se tratara de lavado de dinero y señalaron que el 99.9 por ciento de las operaciones con Irán que la autoridad cuestionaba cumplían con las leyes y que las que no lo hacían solo equivalían a catorce millones de dólares. Además declararon que ninguna transacción se hizo a favor de grupos terroristas.

 

Sin embargo esta situación no juega a favor del banco frente a esta demanda que busca que finalmente se compense a los familiares de los marines víctimas del atentado de 1983 lo que el gobierno de irán fue condenado a pagar.

 

 

Más información Huffington Post

 

www.miabogadoenlinea.net