Sala judicial de los Estados Unidos

Procesado por fraude y extorsión, el señalado como homicida de adolescente en Aruba en 2005, confesó el delito

Como parte de un acuerdo de una sentencia de 20 años de prisión, Joran van der Sloot finalmente confesó ser el asesino de Natalee Holloway, una adolescente que en 2005 desapareció en Aruba, durante un viaje escolar.

Se trata de uno de los casos sin resolver más importantes de los Estados Unidos, en el que incluso estuvo involucrado en procurar su resolución el periodista de investigación neerlandés Peter R. de Vries, asesinado por el crimen organizado.

Natalee Holloway, de 18 años, desapareció en Aruba en mayo de 2005 sin dejar rastro. Sospechando un homicidio, su madre, Beth Holloway, se dio a la tarea de impulsar una investigación que, desde entonces, apuntó a Joran van der Sloot, residente en Aruba, territorio de Países Bajos, sin que se encontrara evidencia suficiente de su responsabilidad.

Van der Sloot pidió a Beth Holloway que le pagara 250,000 dólares a cambio de información. La madre de la joven le entregó 25,000 dólares, pero no recibió información. Con el dinero, Joran van der Sloot viajó a Perú, en donde asesinó a Stephany Flores, una joven de 21 años. Por este delito fue sentenciado a 28 años de prisión que estuvo prestando en Lima, hasta junio pasado, cuando fue extraditado a los Estados Unidos para responder a las acusaciones de fraude telefónico y extorsión cometidos en contra de Beth Holloway.

Desde la semana pasada se dio a conocer información de que este hombre, ahora de 36 años, había llegado a un acuerdo con la fiscalía. Esta semana, la juez Anna M. Manasco, de la Corte de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Norte de Alabama, confirmó la información al señalar que Joran van der Sloot acordó proporcionar "información completa, precisa y veraz" sobre la desaparición de Natalee Holloway, a cambio de una sentencia de 20 años por extorsión y transferencias electrónicas fraudulentas.

Si bien Van der Sloot se declara culpable de los delitos por los que estaba siendo procesado, aceptó haber asesinado a la joven, siendo esta la primera vez que confiesa el delito.

"Él es el asesino", declaró Beth Holloway, agregando que "describió cuándo y cómo la mató". “En lo que a mí respecta, se acabó. Se acabó”, dijo. “Estoy satisfecha sabiendo que él lo hizo, lo hizo solo y se deshizo de ella solo”.

Se sabe que Joran van der Sloot confesó haber asesinado a la joven en la playa y haber llevado su cadáver al mar. Más detalles serán dados a conocer más adelante.

Antes de empezar a cumplir su sentencia de 20 años en Alabama, Van der Sloot será enviado de regreso a Lima para que termine de cumplir su sentencia por el homicidio de Stephany Flores.

Con esta confesión, termina el periplo de una madre que durante todos estos años estuvo buscando respuestas sobre la desaparición de su hija.

Más información nytimes.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción total o parcial, citando y vinculando a miabogadoenlinea.net

Pin It