Cápsulas de gas de la risa y globos

 

Inició vigencia en Bélgica de la prohibición de vender óxido nitroso o gas de la risa a los menores de edad

Esta semana inició la vigencia en Bélgica de la disposición que prohíbe la venta a menores de edad de óxido nitroso, conocido como gas de la risa, una sustancia que es usada por los jóvenes para tener estados de euforia.

El óxido nitroso es un gas que se ha usado de forma recreativa desde el siglo XVIII y que en el ámbito de la salud es usado por odontólogos, ginecólogos y en medicina deportiva como anestésico, tranquilizante y para paliar el dolor.

Su popularidad puede radicar en que en la mayoría de los países es legal, es barato y produce una euforia de corta duración, así como sentidos intensificados y una ligera sensación de desconexión del cuerpo por lo que se utiliza a menudo como droga en conciertos, clubes nocturnos y festivales.

Aunque se trata de una droga de relativamente baja toxicidad, los riesgos por su uso pueden variar dependiendo de cómo es administrada. Por ejemplo, la inhalación del gas presurizado puede dañar los pulmones. Es poco frecuente, pero se han presentado casos de personas que fallecen por asfixia cuando inhalan el gas mediante una máscara o cuando una bolsa que contiene el gas se coloca sobre la cabeza.

En Bélgica, se ha encontrado que muchos accidentes de tráfico ocurren cuando los conductores han inhalado este gas, pero además se ha encontrado que su uso repetido puede generar problemas neurológicos que van desde hormigueo en las manos hasta la pérdida del equilibrio. Lo anterior porque puede llevar a una deficiencia de vitaminas y anemia como resultado de la inactivación de la vitamina B12 en el cuerpo, aunque se desconoce su incidencia.

Resultados de una investigación realizada por la agencia de investigación terapéutica de Bruselas, Eurotox, arrojan que cada vez hay más adolescentes que usan el óxido nitroso como una droga recreativa. Según este estudio, tres de casi cada cien estudiantes de educación secundaria lo han utilizado por lo menos una vez. Los estudiantes de Bruselas y Lovaina presentan el mayor porcentaje de uso.

La ley que inicia vigencia esta semana fue aprobada y ratificada el año pasado, pero se concedió un periodo de gracia para que los fabricantes y comerciantes se ajustaran a las disposiciones. Una de estas disposiciones obliga a incluir en los envases advertencias sobre el abuso en su uso recreativo.

La policía de Bruselas, Lieja, Lovaina y otras grandes ciudades ya están verificando que las cápsulas y envases que contienen esta sustancia no se vendan a menores de edad, pero será difícil vigilar las ventas clandestinas que se hacen en Internet.

Bélgica no es el primer país en plantearse la prohibición de venta a menores de edad. En 2019 en Países Bajos, un funcionario del Ministerio de Salud anunció que se pretendía clasificar esta sustancia en la lista de sustancias B cuya producción, venta, distribución e importación está prohibida. En esta lista se ubican sustancias como el cannabis y el qat o khat que es una planta también estimulante. La prohibición en ese país se planteaba de forma general y no solo para menores de edad.

Hasta 2016 el gas de la risa estuvo clasificado como una medicina, pero una decisión de la Suprema Corte, fundamentada en una decisión de la Corte de Justicia de Europa, estableció que en Países Bajos el óxido nitroso no debe tratarse como una droga medicinal. A partir de esta decisión surgieron varias empresas que proveen a los jóvenes que asisten a fiestas o festivales este gas en presentaciones de cápsulas o globos. La prohibición, sin embargo, parece no haberse materializado.

Más información brusselstimes.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Imagen mixmax.net