Imprimir
Firma de documento

 

La reforma laboral aprobada en Emiratos Árabes equipara las reglas en los sectores público y privado

Los Emiratos Árabes Unidos se preparan para el inicio de vigencia el 2 de febrero de 2022 de reformas a la legislación laboral que, según el gobierno, eliminará prácticamente todas las diferencias que existen entre trabajadores públicos y privados.

“Esta ley limita las diferencias entre ambos sectores de una forma que permitirá impulsar nuestras metas de establecer un ambiente de trabajo más integrado, sostenible y eficiente”, declaró el lunes el ministro de Recursos Humanos y Emiratización, Abdulrahman Al Awar. “Y esta ley tiene el objetivo de eliminar las diferencias entre ambos sectores que han sido detenidamente apreciadas como discriminatorias”, agregó.

Como en muchos otros países, los trabajadores al servicio del estado históricamente tienen más días de permisos y días de descanso por festivos públicos. Por estas razones y porque es donde hay fuentes de empleo, la gran mayoría de los emiratís trabajan en el sector público. Para tratar de integrar en los próximos 5 años a unos 75,000 emiratís al sector privado, en septiembre se aprobó un presupuesto de 6.5 millardos de dólares.

Para equilibrar los derechos entre el sector público y privado, el mes pasado se aprobaron reformas que hacen más flexibles las reglas para que los trabajadores puedan condensar las horas que trabajan y compaginar dos empleos.

“En el modelo de horas condensadas, si un empleado trabaja 40 horas a la semana según el contrato, ahora puede realizar las 40 horas en tres días”, declaró el ministro Al Awar.“En el modelo de trabajos compartidos, dos personas pueden hacer el mismo trabajo y dividir el salario, pero solo después de estar de acuerdo con el patrón”, agregó.

Con las reformas se equiparan los permisos de maternidad de 60 días y de paternidad de 5, en ambos sectores.

La reforma también hace más fácil que las personas cambien de empleo y que una vez que finalizan un contrato puedan permanecer en el país para buscar otro empleo, mediante la ampliación de 180 de la visa. Al mismo tiempo, protege a los patrones que posiblemente invirtieron miles de dírhams reclutando personal en el extranjero, cuando se presente un cambio de empleo.

Por ejemplo, tratándose de personal de servicio doméstico, para que puedan entrar y permanecer legalmente en el país, la contratación debe ser realizada a través de agencias laborales, llamadas Tadbeers, que para funcionar deben contar con certificación del Ministerio de Recursos Humanos y Emiratización. Los patrones pagan a las agencias de empleo para la contratación del personal.

Respecto de los contratos, las nuevas reglas disponen que ya no podrán ser de duración indefinida y en su lugar se establecerán contratos de una duración máxima de tres años que pueden ser renovadas tantas veces como las partes así lo acuerden.

La duración de los contratos ha sido tema recurrente de reformas en la legislación laboral de Emiratos Árabes Unidos. En 2019 se estableció que los contratos a prueba pueden durar un periodo máximo de seis meses durante el cual el empleador puede dar por terminados sus servicios sin previo aviso o indemnización por despido. Una vez que se completa este período, señala la ley, si permanece en el trabajo el período que trabajó como de prueba será computado para su antigüedad.

Con las nuevas reglas se actualiza la guía que se emitió durante la pandemia para regular el trabajo a distancia o remoto.

Más información thenational.ae

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net