Perro con lengua de fuera

 

Gobierno británico anuncia que para frenar el incremento al robo de mascotas, se tipifica como delito especial

El 3 de septiembre el gobierno del Reino Unido dio a conocer que presentarán una iniciativa para tipificar el delito de robo de mascota frente al alarmante incremento del 170 por ciento este tipo de robos registrados entre 2019 y 2020.

Actualmente el robo de una mascota se persigue como un robo de bienes muebles, tipificado en la Ley de Robo, con una persecución de apenas el 1 por ciento. Sin embargo, desde hace algunos años se ha estado impulsando un cambio legislativo para regular en lo particular el robo de mascotas y reconocer los daños emocionales que se dejan a los propietarios.

Al tipificarse en exclusiva el robo de mascota, que en el 70 por ciento de los casos es de perros, se aumentan las sanciones como un esfuerzo para disuadir de la comisión de este delito.

Esta iniciativa es parte de las recomendaciones que la comisión de trabajo sobre el robo de mascota, creada a principios de año, entregó. Otras recomendaciones incluyen mejorar el registro y la recopilación de datos de los delitos de robo o secuestro de mascotas, nuevos requisitos para registrar detalles adicionales de la propiedad de las mascotas y un punto único de acceso a las bases de datos de microchips.

Durante la pandemia aumentó el deseo de los británicos de tener mascotas. Aunque se impulsó mucho la adopción de animales en situación vulnerable, muchos optaron por comprar animales de raza, cuyos precios casi se cuadruplicaron, especialmente respecto de razas populares de perros como Bulldogs francés, Pugs, Cockapoos (cruce de razas de perros de Cocker Spaniel y Poodle) y (cruza de Labrador Retriever y Poodle Toy o miniatura).

Por el alto valor alcanzado de los animales o la posibilidad de exigir rescate por su regreso, los delincuentes no solo sacan a los cachorros de los jardines, sino incluso asaltan a quienes pasean perros y han llegado a entrar a guarderías de perros.

“El robo de mascotas puede dejar a las familias en una confusión total y tener serias implicaciones para el bienestar de los animales arrancados de todo lo que conocen”, declaró Chris Sherwood, director ejecutivo de la Sociedad Real para Prevención de Crueldad a los Animales. “El nuevo delito de sustracción de mascotas reconocerá la gravedad de este delito y esperamos que esto anime a los tribunales a imponer sentencias mucho más severas a los ladrones de mascotas. También estamos encantados de que el gobierno quiera simplificar el sistema de base de datos de microchips y creemos que esto ayudará a abordar el robo de mascotas, así como otros problemas de bienestar animal y la propiedad irresponsable de mascotas en general".

La iniciativa todavía tiene que ser trabajada por el gabinete de ministros para definir las sanciones que acompañarán a este nuevo delito que se refiere, sin embargo, a una situación que no es nueva. En Flush, la escritora Virginia Wolff da cuenta del secuestro de un Cocker Spaniel, narrando este episodio y la cotidianidad de esta mascota desde la perspectiva del perro.

Sobre la iniciativa, George Eustice, secretario del Medioambiente, dijo: “Las mascotas son miembros muy queridos de la familia en todo el país y los reportes del aumento del robo de mascotas han sido preocupantes. Los propietarios de mascotas no deberían vivir con miedo y estoy complacido de que este reporte reconozca el estrés causado por este delito”.

La oficina de Gorge Eustice fue la encargada de firmar y ejecutar la decisión de sacrificar a Gerónimo la alpaca que, sostenían, estaba contagiada de tuberculosis bovina.

En mayo también se anunciaron reformas legislativas para incrementar la protección a animales domésticos y de granja.

Más información theguardian.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net