Cama destendida

 

Lanzan iniciativa en Italia para bloquear la publicación sin permiso de imágenes sexuales en Facebook

Este lunes, la Oficina de Protección de Datos Personales de Italia puso a disposición de la población en general el formulario mediante el cual las potenciales víctimas de revenge porn, es decir, la publicación de imágenes íntimas sin consentimiento, puedan advertir a la red social Facebook de la existencia de estas imágenes para que sean bloqueadas.

Se trata de un programa que ya funciona en países como Estados Unidos, Brasil, Pakistán, Canadá y Reino Unido y que en Italia estuvo funcionando el año pasado como un programa piloto a través de la organización Permesso Negato que proporciona asistencia técnica y legal a las víctimas de revenge porn, de violencia en línea y de ataques de odio.

Este lunes, Día Internacional de la Mujer, se anunció el funcionamiento de la iniciativa a todo el público con acceso al formulario en el sitio web de la Oficina de Protección de Datos Personales Autorità Garante per la protezione dei dati personali.

Se trata de un formulario que está disponible solo para potenciales víctimas mayores de edad respecto de fotografías o videos en que se pueda reconocer a la persona en actos de desnudez o sexuales, realizados en ambientes privados y que las imágenes no sean de baja calidad. La persona que denuncia debe tener acceso a estas fotografías o videos.

En el formulario se pide a la potencial víctima que escriba un pequeño relato sobre los hechos para que la oficina, conocida como Garante, pueda realizar una primera verificación para determinar si se dan las condiciones para activar el procedimiento. Además, la persona debe ingresar sus datos personales, en enlace a su perfil de Facebook, si tiene, y una dirección de correo electrónico.

De ser aprobada la información, Facebook enviará al correo electrónico un enlace que podrá ser usado una sola vez, para que la potencial víctima suba los videos y/o fotografía que pretende que sean bloqueados. Una vez que las imágenes son cargadas, son encriptadas por Facebook usando un código “hash” para que sean irreconocibles y las destruye dentro de los siete días siguientes a la recepción. A través de una tecnología de comparación de imágenes, estas quedarán bloqueadas antes de posibles tentativas de publicación en Facebook o en Instagram.

La autoridad de datos personales pretende que esta iniciativa funcione también en otras redes sociales y que cada vez más personas queden protegidas de la revancha de exparejas sexuales que exhibiéndolas pretenden extorsionar o resarcir su posible daño emocional.

Más información consumerismo.it

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net+