Firma de documento

 

A pocos meses de finalizar el termino en el cargo, el fiscal de Corea del Sur renunció porque se “está destruyendo el estado de derecho”

Finalmente, después de un muy turbulento ejercicio del cargo, el viernes el fiscal general de Corea del Sur Yoon Seok-youl entregó su renuncia, la que fue aceptada una hora después por el presidente Moon Jae-in. “Voy a renunciar como fiscal general hoy. Es difícil seguir viendo el colapso del sentido común y de la justicia. [Mi desempeño] en la fiscalía termina aquí”, declaró a la prensa al dar a conocer su decisión.

“El espíritu constitucional y el estado de derecho que han apoyado a este país están siendo destruidos y el daño solo llegará al público. Seguiré haciendo todo lo posible para proteger la democracia liberal y proteger a la gente como lo he hecho hasta ahora", declaró el ahora exfiscal a los medios de su país.

Yoon Seok-youl fue nombrado fiscal general en julio de 2019, con la aprobación del partido en el gobierno, Partido Democrático, y de sus aliados; aprobación que se convirtió en oposición cuando inició investigaciones a Cho Kuk, quien era ministro de Justicia, por actos de corrupción. Cho Kuk renunció al cargo apenas un mes después de haber tomado posesión y las investigaciones por corrupción en contra de su esposa continuaron.

Cho Kuk fue reemplazado en el Ministerio de Justicia por la aliada política del presidente Moon, Choo Mi-ae quien inició investigaciones en contra de varios fiscales cercanos a Yoon lo que se interpretó como una reprimenda política por la investigación a Cho Kuk. Eventualmente se inició investigación en contra de Yoon por presuntas irregularidades éticas lo que enfrentó abiertamente a la ministra de Justicia y al fiscal.

En este enfrentamiento, la ministra Choo suspendió al fiscal del cargo, pero un tribunal administrativo de Seúl concedió la suspensión de ese acto administrativo no una, sino dos veces. El 27 de enero la ministra Choo fue relevada del cargo.

La renuncia del fiscal Yoon se presenta por la iniciativa del gobierno de crear una agencia especial de investigación de delitos graves, lo que debilitaría a la fiscalía pues la despojaría de su facultad de investigación. A esta iniciativa debe sumarse la creación en enero de otra agencia de gobierno dedicada a la investigación de delitos graves de corrupción.

La postura del exfiscal Yoon ha sido criticada por aliados al gobierno de Moon que la califican de inapropiada por tener tintes políticos. Así, la ex ministra Choo escribió en su perfil de Facebook que Yoon “debe abandonar la arrogancia de ‘yo soy el único que es justo’”.

Con la salida de la fiscalía del fiscal Yoon inicia una nueva contienda por un sustituto en un puesto que, al igual que el ministerio de Justicia, ha visto pasar en pocos años a muchas personas que han abandonado el cargo por una u otra razón antes de completar el término. En Corea del Sur, un país aquejado también con altos niveles de corrupción, estos cargos parecen ser cartuchos de dinamita con la mecha prendida.

Más información koreaherald.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net

Pin It