Yate Luna

 

Corte de Casación de Dubái desecha demanda por daños presentada por el oligarca ruso Farkhad Akhmedov en contra de su exesposa

En el más reciente capítulo en la disputa entre los exesposos rusos Farkhad Akhmedov y Tatyana Akhmedova, ella se ha anotado una victoria después de que la Corte de Casación de Dubái desechara la demanda de él en contra de ella por daños por no poder operar el yate Luna, atracado en la marina de Dubái desde 2018.

La pareja se conoció en Rusia cuando ella tenía 17 años y contrajeron matrimonio en 1993. En el 2000 mudaron su residencia al Reino Unido y el matrimonio concluyó en 2014 ante los tribunales británicos.

En diciembre de 2016, el Tribunal Superior de Londres concedió el divorcio y reconoció que Tatyana tiene derecho a casi la mitad de la fortuna de su exmarido, pues la misma se amasó durante el matrimonio. Así, de los casi 900 millones de libras esterlinas en los que se valuó la fortuna del magnate ruso, a ella se le otorgó el derecho sobre 453 millones de libras esterlinas. Desde entonces, la pareja ha estado peleando por el dinero.

En 2017 Tatyana Akhmedova regresó a los tribunales a acusar a su exmarido de incumplir el acuerdo de divorcio y como parte de este proceso, el juez le concedió derecho sobre la mansión de 20 millones de libras esterlinas que el matrimonio compró en Surrey, Inglaterra, así como la propiedad de la colección de arte, valuada en 90 millones de libras esterlinas, y del Aston Martin de 350,000 libras esterlinas, además del lujoso yate Luna que fue encontrado en Puerto Rashid, la famosa marina de Dubái.

Los abogados de Tatyana solicitaron a un tribunal en Dubái el decomiso del yate, pero Farkhad Akhmedov apeló la decisión ante los Tribunales del Centro Financiero Internacional de Dubái que concluyó en 2019 que el decomiso no fue legal y ordenó el regreso del yate al exesposo. Esta decisión fue confirmada en agosto por la Corte de Casación de Dubái.

Mientras tanto, en tribunales de la Islas Marshall y del Reino Unido Tatyana Akhmedova presentó acciones legales pidiendo ser reconocida como propietaria del yate, el vigésimo tercero más lujoso del mundo. Debido a que estas acciones legales están en proceso, el yate sigue atracado en la marina de Dubái.

En enero de este año, Farkhad Akhmedov y la empresa Straight Establishment, a nombre de la que está registrada el yate Luna, presentaron en los tribunales de Dubái una demanda en contra de Tatyana exigiendo una compensación por daños bajo el argumento que durante estos dos años pudo haber fletado la embarcación y haber obtenido ingresos, pero que no ha podido hacerlo debido a las controversias legales que existen sobre el bien.

La semana pasada, la Corte de Casación de Dubái, máxima instancia, desechó la demanda de Farkhad Akhmedov exponiendo que la embarcación no es de uso comercial y que por tanto, no se dejaron de obtener ganancias durante este tiempo. Se trata de una decisión que es firme y que no admite recurso en contra.

Tatyana Akhmedova está siendo representada por el abogado Alessandro Tricoli de la firma legal Fichte & Co. Su representación legal es financiada, según reporta thenational.ae, por la empresa Burford Capital a cambio del 30 por ciento de lo que ella recupere de los 453 millones de libras esterlinas adjudicados en el acuerdo de divorcio.

Sobre esta decisión, los abogados de Tatyana declararon una victoria más en “una serie de reclamos vejatorios del señor Akhmedov que han sido desestimados por los tribunales de Dubái”, pero para el equipo legal de Farkhad Akhmedov se trata de una victoria pírrica.

“[Esta demanda] fue para evitar que Tatyana y sus financieros, Burford Capital, tomaran posesión del Luna. Esta acción concluyó exitosamente en agosto cuando la Corte de Casación falló a favor del señor Akhmedov, asegurando así que el yate nunca puede ser embargado por Dubái por su exesposa.

“En este punto, la demanda por daños se hizo irrelevante. Burford y Tatyana no han ganado un centavo del rechazo de la demanda por daños. Es una victoria pírrica”, declaró a los medios un vocero del magnate.

Victoria pírrica o no, el yate Luna, de nueve cubiertas y con dos helipuertos, sigue atracado en Dubái y no se vislumbra cuando pueda moverse.

Más información thenational.ae

Miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net