Representación del islam

 

Gobierno danés pretende endurecer sanciones a imanes que elaboren acuerdos de divorcio conforme con la sharia

El gobierno de Dinamarca está preparando reformas a la ley que al reforzar las sanciones trata de evitar que los líderes religiosos musulmanes presionen a sus feligreses, particularmente a las mujeres, a que obtengan divorcios según la sharia, los que no son aceptados por la ley danesa.

Dinamarca, por supuesto, no es el único país que ha visto que sus leyes en materia de familia y mercantiles son soslayadas por la comunidad musulmana que aplica las reglas de la sharia, aunque muchas veces se trate de acuerdos contrarios a las leyes locales. Pero el tema ha vuelto a ser discutido en Dinamarca por reportajes realizados que ponen en evidencia que acuerdos de divorcio conforme con la sharia imponen obligaciones excesivas a las mujeres.

Uno de estos acuerdos de divorcio fue publicado y en él se estipula que la mujer pierde derechos sobre sus hijos si se vuelve a casar, si se comporta de forma tal que ponga en riesgo el honor de la familia, si se muda a más 130 kilómetros del exesposo o si no le paga 75,000 coronas (11,827 dólares) que se comprometió a pagar para divorciarse.

Estos acuerdos de divorcio son firmados ante los imanes y, ha trascendido que autoridades de embajadas, como la de Irán, colaboran para presionar a las mujeres para que firmen y se atengan a lo estipulado en estos acuerdos.

Por el malestar que esta noticia generó, el gobierno danés está preparando reformas de ley para imponer penas de prisión de hasta tres años para los imanes que formulen estos acuerdos de divorcio, expandiendo las sanciones a quienes ejerzan violencia psicológica, que incluye un control social negativo, para que las personas se comprometan en los acuerdos conforme con la sharia. También sancionaría cualquier otra práctica usada para tratar de evitar que las personas se divorcien. Esta propuesta implica sanciones para los miembros de la familia que tomen parte en el control social negativo.

“Cuando vemos que imanes se están involucrando en casos de divorcio de una forma tan negativa, necesitamos tomar el asunto más seriamente. Y pienso que un cambio a la ley puede ayudar”, declaró a los medios la semana pasada Mattias Tesfaye, ministro de inmigración.

El funcionario aclaró que no se puede dar “pase a los imanes para que se inmiscuyan en divorcios de tal forma que pongan de lado la ley danesa”.

Esta propuesta, pese a que es apoyada por la mayoría de los partidos políticos, ha generado opiniones contrarios por parte de integrantes de la comunidad musulmana como Halima El Abassi, vocero del Consejo de Minorías Étnicas para quien castigo más severos solo logrará que los acuerdos sean todavía mas secretos, dejando más indefensas a las mujeres al ampliar la idea de que los políticos solo quieren castigar a los musulmanes.

“En su lugar, debes ofrecer alternativas a los acuerdos ya que frecuentemente las mujeres no tienen otra salida”, dijo el El Abassi. Esta alternativa es la ley danesa en materia de familia.

Por lo que respecta a la implicación de los gobiernos extranjeros en la celebración de estos acuerdos, el ministro de Relaciones Exteriores, Jeppe Kofod, anunció que hizo llamar al embajador de Irán para que responda por esta situación.

“Naturalmente, de ninguna forma aceptaremos que una embajada esté involucrada en casos que son contrarios a la ley danesa y nuestros valores democráticos básicos en Dinamarca”, dijo el ministro. “Esta forma de control religioso, del que hemos escuchado en los medios, no pertenece a Dinamarca. Así que he convocado al embajador para tener una explicación”.

Esta no es la primera vez que es convocado el embajador iraní. Hace dos años se le pidió que aclarara si la embajada había estado involucrada en un homicidio en territorio danés. Irán negó cualquier participación en esos hechos.

Más información cphpost.dk

Miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net