Maletín

 

En el primer proceso sobre eutanasia en Bélgica uno de los abogados de la defensa fue encontrado culpable de difamación

Un tribunal en Ghent, Bélgica, encontró culpable de difamación al abogado Walter Van Steenbrugge quien defendió a un médico acusado de homicidio por haber practicado un procedimiento de eutanasia, al poner los reflectores en el líder de una organización católica.

El caso se remonta a 2010 cuando una mujer de 38 años de nombre Tine Nys pidió morir por “sufrimiento psicológico sin esperanza”. Pese a que ella solicitó el procedimiento, una vez efectuado sus hermanas demandaron a los tres médicos que participaron acusándolos de no haber cumplido debidamente el procedimiento estipulado en la ley, lo que equivale a cargos por homicidio.

En 2015 un tribunal en Dendermonde concluyó que los médicos no habían incurrido en responsabilidad penal, pero en 2018 la Cámara de Enjuiciamiento estableció que había “suficientes indicativos de que las condiciones generales no se habían cumplido” en el procedimiento y refirió el caso al Tribunal de Assizes del municipio de Ghent.

Los tribunales de Assizes son los que procesan los delitos más graves y la máxima instancia penal y, por lo tanto, son los únicos que pueden expedir sentencias de cadena perpetua. Se trata de tribunales que no son permanentes sino que son convocados y establecidos con cada nuevo caso que se presenta, existiendo uno en cada una de las diez provincias de Bélgica y en el distrito de Bruselas Capital. Están compuestas por un juez y dos asesores que son jueces de tribunales de primera instancia, y un jurado de 12 personas. Como no son tribunales permanentes no hay una fiscalía adscrita y en su caso la acusación la lleva la oficina del fiscal general.

Este proceso particular se centró en tres médicos: quien administró la eutanasia, al médico general de Tine Nye y un psiquiatra de Ghent. El abogado van Steenbrugge presentó la defensa del primer médico.

Como parte de la estrategia de defensa, el abogado van Steenbrugge pidió al tribunal que se llamara como testigo a René Stockman, líder de una organización católica llamada Catholic Brothers of Charity. El abogado estimó pertinente esta petición porque su cliente supo de boca de un amigo que René Stockman había tenido encuentros con el servicio de la fiscalía de Ghent para convencerlos de presentar las acusaciones. Esta petición, sin embargo, fue rechazada por el presidente del tribunal, juez Martin Minnaert.

De manera inusual, el abogado van Steenbrugge escribió una carta al Parlamento pidiendo que investigaran sobre la posible intervención indebida para influir en la aplicación de la ley. En entrevista a un medio local, el abogado expresó estas dudas.

René Stockman aprovechó las declaraciones del abogado para presentar en su contra una denuncia por difamación, delito del que la semana pasada fue encontrado culpable por un tribunal de Ghent y que acarrea una pena máxima de prisión de un año.

Conocida la decisión, al abogado Nico Meijering, representante del abogado van Steenbrugge, manifestó su desacuerdo con la decisión. “No es posible que un abogado deba presentarse en el tribunal porque ha hecho su trabajo dentro y fuera del tribunal”, dijo.

Aseguró, además, que pese a que el abogado van Steenbrugge tenía información de tres fuentes de que Stockman había intervenido para presionar a la fiscalía y que se presentaran los cargos, “nunca presentó eso como un hecho”, ya que se limitó a llamarlo como testigo.

“Para mi cliente, el daño a su reputación es muy grande. ¿Cuántos clientes van a dejar de involucrarse con él ahora que el señor Stockman lo ha etiquetado de calumniador? Se ha hecho una tentativa para silenciar a mi cliente. Estoy pidiendo una señal de que eso no se va a permitir. Condenar a un abogado por asistir a su cliente afectará profundamente cualquier defensa penal”, aseguró el abogado Nico Meijering.

Respecto del proceso en contra de los médicos, dos fueron encontrados libres de responsabilidad penal por homicidio, pero respecto del que proporcionó los medios para la muerte de Tine Nys, el representado del abogado Walter van Steenbrugge, el jurado manifestó algunas dudas de si el procedimiento se había efectuado conforme a la ley. Como el criterio de duda razonable actúa a favor del acusado, el médico terminó siendo absuelto del delito imputado en el proceso que concluyó a finales de enero de este año.

Más información brusselstimes.com / worldrtd.net

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito y vinculando a miabogadoenlinea.net