Serap, un grupo de derechos humanos de Nigeria, ha solicitado la intervención de la Corte Penal Internacional en la investigación y enjuiciamiento de los responsables de la matanza ocurrida a mediados de enero en la localidad nigeriana de Jos.

El líder del grupo, el abogado Femi Falana escribió al fiscal de la CPI, Luís Moreno Ocampo, solicitando la intervención de dicho organismo debido a la falta de acción contundente por parte del gobierno nigeriano que ha dejado en libertad a quienes se conocen como responsables de los hechos y no ha investigado a las propias fuerzas policíacas y militares del uso abusivo de la fuerza.

La matanza fue producto del enfrentamiento entre musulmanes y cristianos en lo que está derivando en una lucha entre estados, uno mayoritariamente musulmán y el otro cristiano, y en la posible expulsión de pobladores cristianos del territorio musulmán porque los acusan de no cumplir con la constitución nigeriana al no permitir el libre tránsito en el territorio ni la libertad de trabajo en diferentes regiones del país.

El gobierno estima que en los enfrentamientos fallecieron unas 326 personas, aunque oficiales musulmanes han declarado que hay 364 muertos musulmanes.

El abogado del grupo de derechos humanos explica en su misiva que el gobierno nigeriano, cuyo presidente se encuentra ausente, ha mostrado debilidad en su actuación con la que ha faltado a sus obligaciones legales contraídas inclusive a nivel internacional como el Estatuto de Roma.

Falta esperar que la Corte Penal Internacional se pronuncie al respecto, después de enviar investigadores que determinen si procede o no su actuación.

 

Fuente BBC News

 

www.miabogadoenlinea.net