Bolsos PLAYNOMORE

 

La Suprema Corte de Corea falló el mes pasado a favor de Hermès, la famosa marca francesa de artículos de lujo, en la protección de dos de sus bolsos más famosos, el Kelly y el Birkin, al ordenar a la empresa local PLAYNOMORE dejar de utilizar las formas protegidas de estos bolsos.

El caso lleva litigándose varios años en Corea del Sur, con la primera instancia fallando a favor de Hermès y el Tribunal Superior de Seúl a favor de PLAYNOMORE. Esta empresa, muy popular en el país, fabrica bolsos con unos grandes y coloridos ojos como adorno.

Aunque los bolsos de Hermès no tienen la característica de los ojos, durante todos estos años han argumentado que la forma de los bolsos de PLAYNOMORE infringe el registro de las formas de los bolsos Kelly y Birkin, como el diseño de tres solapas lobuladas, considerado como identificativo de la marca, el ajuste alrededor de la base del mango, el cierre del candado en el centro, el llavero sujeto a una correa de cuero y la delgada correa horizontal que se ajusta sobre las solapas del bolso Birkin.

La Corte coreana concluyó que el uso de PLAYNOMORE de estas marcas distintivas contraviene la Ley de Prevención de la Competencia Desleal y de Protección de Secretos Comerciales que prohíbe que las empresas o los individuos “ocasionen confusión con los bienes de otra persona al usar signos idénticos o similares al nombre de otra persona, nombre comercial, marca registrada, contenedor o empaque de bienes o de cualquier otro signo ampliamente conocido en Corea como indicativo de bienes.”

Esta misma ley también prohíbe que las empresas o los individuos "infrinjan los intereses económicos de otras personas" aprovechando la buena voluntad de sus marcas que ha resultado de "inversiones o esfuerzos sustanciales", una disposición de la ley que hasta el momento no había quedado clara por una decisión del máximo tribunal.

La Corte concluyó que “si PLAYNOMORE continúa produciendo y vendiendo los mismos productos que Hermès en Corea, alguna demanda de los bienes de Hermès podrán ser sustituidos [con productos PLAYNOMORE]”, o “los potenciales consumidores pueden renunciar a comprar productos Hermès debido a la disminución de la escasez y del valor de los productos Hermès”.

Para la Suprema Corte no tuvo peso, como lo tuvo para el Tribunal Superior de Seúl, que las bolsas PLAYNOMORE estuvieran adornadas con diseños caricaturizados, habiendo logrado “su propia versión de originalidad y estética al incorporar juntas varias imágenes raras.”

Tampoco tuvo peso para la Corte Suprema la enorme diferencia de precios pues mientras una bolsa PLAYNOMORE cuesta unos 333 dólares, un bolso Birkin puede alcanzar precios superiores a los 10,000 dólares.

El caso ha regresado al Tribunal Superior de Seúl para que, a partir de la decisión, se tomen otras determinaciones.

Expertos en la materia coinciden que este fallo tendrá amplias implicaciones en el mundo de la moda porque hasta la fecha no había habido, como se mencionó antes, claridad respecto de la disposición de la ley sobre el diseño y forma de los productos ni sobre la disposición que previene de lucrar sobre la base de la buena voluntad de las empresas que ha resultado de "inversiones o esfuerzos sustanciales".

Más información thefashionlaw.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Imagen thefashionlaw.com