Mapa de Australia

 

Este martes, la juez Chana Miriam Lomp de la Corte de Distrito de Jerusalén concluyó que Malka Leifer, una mujer que es requerida en Australia por 72 cargos de abuso sexual a menores, está mentalmente apta para ser extraditada.

Se trata de un importante caso que las 12 víctimas, hoy mujeres, llevan intentando en Australia desde 2008 para ver que la persona que presuntamente abusó de ellas responda de sus delitos.

En 2000 Malka Leifer fue contratada para dirigir una escuela judía ultraortodoxa para niñas en Melbourne, Australia, país en el que permaneció hasta 2008 cuando las acusaciones presentadas en contra de ella por varias alumnas llevaron a las autoridades australianas a pedir su detención. Antes de que fuera detenida, Leifer abandonó el país rumbo a Israel.

Pese a que Australia solicitó en 2012 la extradición de la mujer a fin de que enfrentara a la justicia en ese país, no fue sino hasta 2014 cuando las autoridades israelís la detuvieron, pero pronto salió de prisión para ir a arresto domiciliario. En 2017, tras una serie de reportes médicos contradictorios sobre su salud mental, se concluyó que la acusada no tenía la capacidad para comparecer a juicio y que estaba tan enferma que no podía dejar su cama.

Sin embargo, en 2018 se ordenó su arresto después de que la organización de derecho humanos Watch demostró mediante fotografías que Malka Leifer estaba sana y que solía salir de su casa y conducirse con normalidad en la comunidad en que vive, Emmanuel, un asentamiento jaredí en el norte de Cisjordania. Desde su aprehensión hasta el momento ha estado en prisión.

En septiembre de 2019 la juez Chana Lomp, ordenó la suspensión de la extradición de esta mujer a Australia porque no tenía suficiente evidencia sobre su capacidad mental y ordenó una nueva evaluación médica realizada por un nuevo panel de médicos psiquiatras del distrito.

En enero de este año, este panel de médicos concluyó que Malka Leifer estaba fingiendo una enfermedad mental para evitar ser extraditada a Australia y este martes, la juez Lomp decidió “aceptar la opinión del panel de expertos.”

Se trata de una decisión que puede ser apelada por los abogados de Leifer ante la Suprema Corte de Israel. Si el máximo tribunal acepta la extradición, Malka Leifer tiene una última oportunidad que es solicitar al ministro de Justicia, Avi Nissenkorn en este nuevo gobierno, que evite la extradición. Si los abogados de Leifer no pueden detener la extradición, esta debe ser firmada por el ministro de Justicia.

De negarse la apelación, sigue una nueva audiencia ante la Corte de Distrito de Jerusalén para el 20 de julio, una etapa que es meramente procedimental porque la decisión de la extradición ya está tomada en esta instancia.

Conocido el fallo, Dassi Erlich, una de las tres mujeres que han estado haciendo campaña para la extradición de Malka Leifer dijo desde Melbourne, Australia: “¡Muchas emociones que procesar! … ¡Esta abusiva mujer ha estado explotando los tribunales de Israel durante 6 años! Creando intencionalmente obstáculos, interminables argumentos vejatorios, solo alargando nuestro trauma presente.”

Más información timesofisrael.com

miabogadoenlinea.net

Se permite la reproducción parcial o total concediendo crédito a miabogadoenlinea.net

Pin It